Beiras declara la guerra a Begasa: la acusa de "fraude" con los contadores de la luz

stop

ELÉCTRICAS EN GALICIA

Miguel Antoñanzas, presidente de Begasa

A Coruña, 14 de abril de 2015 (02:20 CET)

Alternativa Galega de Esquerdas (AGE) ha abierto fuego contra Barras Eléctricas Galaico Asturianas (Begasa), compañía que abastece de energía a la mitad norte de Lugo y que está participada de forma mayoritaria por el gigante alemán E.ON. La formación política asegura que el grupo acumula docenas de reclamaciones de consumidores gallegos por "fraude" en sus contadores de la luz desde 2011.

Los diputados Antón Sánchez y Xosé Manuel Beiras presentaron ante el Parlamento gallego una proposición de ley para urgir a la Xunta a realizar una "exhaustiva" revisión administrativa de estas supuestas actuaciones fraudulentas con el fin de que "se depuren responsabilidades tanto en el caso de Begasa como de otras grandes eléctricas".

En manos de E.ON

La histórica compañía, fundada en Lugo en 1931, permanece en la actualidad en manos de E.ON, socio mayoritario con un 54,95% de las acciones y de Gas Natural Fenosa que defiende un 44,94% del capital.

Beiras insiste en que la Oficina de Información y Defensa del Consumidor Eléctrico (Odice) ha realizado "docenas" de reclamaciones contra Begasa en representación de clientes afectados en Galicia por actuaciones "fraudulentas" relativas a sus contadores, en los que se dan casos de exceso de facturación o que las lecturas facturadas no coinciden con el histórico registrado por los contadores.

Presuntas irregularidades en los contadores

Entre otras irregularidades denunciadas se encuentran manipulaciones reiteradas de los contadores, con reprogramación en remoto de tarifas o cambios de potencias sin la autorización del consumidor, cuestión que se considera falta muy grave, según explica AGE. También denuncian actualizaciones del contador fuera del plazo establecido por ley, sustituciones del contador sin comunicación previa al cliente o que los aparatos fabricados en China no cumplen con las características mínimas de homologación.

En este sentido, AGE apunta que estos expedientes se han presentado ante la Xefatura Territorial de la Consellería de Industria de Lugo --dado que muchos de los afectados son de A Mariña lucense--, con algunos casos que se remontan a primavera de 2011, pero sin que ese departamento ni la Dirección Xeral de Enerxía e Minas haya tomado cartas en el asunto, ya que según censura, la Xunta "se inhibe" de esta problemática.

Resultados

La compañía, que da servicio a más de 165.000 clientes, acabó 2013, último ejercicio del que por el momento ha presentado cuentas públicas, con un beneficio de 6,8 millones de euros, frente a los 13,6 millones del ejercicio anterior. Esto se traduce en que sus ganancias se redujeron prácticamente a la mitad en un año.

La cifra de negocio de la compañía fue de 40,3 millones de euros, un millón menos de lo facturado en 2012.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad