Más de 86.000 personas pasaron por el recinto de Celeiro (Viveiro) durante el Resurrection Fest / E.P.

El Resurrection Fest toca techo con 86.475 asistentes

stop

Viveiro mutiplica por cinco su población durante la semana del festival de música; el impacto económico superará los once millones

Economía Digital Galicia

Más de 86.000 personas pasaron por el recinto de Celeiro (Viveiro) durante el Resurrection Fest / E.P.

en A Coruña, 10 de julio de 2017 (15:00 CET)

Viveiro es un referente del sector forestal y de la madera en Galicia y un referente de la música heavy en Europa. Asistieron al Resurrection Fest, que finalizó su duodécima edición este fin de semana, 86.475 personas, el récord del festival de música que impulsaron Iván Méndez e Iván Pérez con el firme apoyo del fallecido alcalde socialista de la localidad, Melchor Roel.

Del miércoles al sábado, Viveiro multiplicó por cinco su población habitual, algo más de 15.000 habitantes. Por el recinto habilitado en Celeiro pasaron 100 bandas, con Rammstein, Mastodon o Anthrax como cabezas de cartel. La organización ha dado las gracias por el "civismo generalizado" que durante casi una semana completa demostraron las decenas de miles de asistentes, llegados de una veintena de países distintos.

"El balance es muy positivo. Cada año se supera. Fue un exitazo, hubo más gente que el año pasado", valoró la alcaldesa, María Loureiro, quien recordó que el impacto económico superó los 11 millones. Se fundamenta en un estudio realizado el año pasado, con Iron Maiden como cabeza de cartel, para medir la incidencia del Resurrection Fest en la comarca de A Mariña. Los economistas lo cifraron entonces en 11 millones con menos visitantes de los recibidos en la última edición.Loureiro destacó la importancia del festival en el empleo directo e indirecto y en la hostelería de la comarca.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad