Turkish estrena ruta en Oporto tras suprimir el 60% de los vuelos en Santiago

stop

La aerolínea programa cuatro enlaces a Estambul a la semana desde Sá Carneiro, el mismo número que eliminó en Lavacolla

R. Rodríguez/I.Jorro

Yahya Z. Sensoy, general manager de Turkish en España, Rui Moreira, alcalde de Oporto, y Carlos Negreira, alcalde de A Coruña
Yahya Z. Sensoy, general manager de Turkish en España, Rui Moreira, alcalde de Oporto, y Carlos Negreira, alcalde de A Coruña

en A Coruña/Barcelona, 06 de mayo de 2015 (22:17 CET)

Oporto es "un aeropuerto privado que hace diez años no era nada, era más pequeño que el aeropuerto de Vigo, y ahora tiene más de siete millones de pasajeros". Lo dijo en A Coruña el alcalde de la ciudad lusa, Rui Moreira, que quiso rendir homenaje a la cooperación aeroportuaria entre la comunidad gallega y Portugal al señalar que Sá Carneiro es el mayor aeródromo de Galicia.

Y si bien es cierto que la complementariedad de servicios podría resultar muy positiva para ambas regiones, la verdad es que el crecimiento de Oporto ha dado algún disgusto en tierras gallegas. El último de ellos ha sido el traslado de cuatro vuelos que operaba Turkish Airlines en Lavacolla al hegemónico Sá Carneiro.

Traslado de vuelos

Al menos esa es la interpretación más evidente. La aerolínea redujo los enlaces desde la capital gallega a Estambul a tres a la semana. El recorte se activó a finales de marzo, lo que supuso un paso atrás de Turkish en la fuerte apuesta que hizo por Lavacolla en octubre de 2013, cuando dibujó el camino inverso y elevó las frecuencias de tres semanales a un vuelo diario.

Un mes después de recortar vuelos en tierras gallegas, el 30 de abril, la aerolínea estrenó su nueva ruta a Estambul desde Oporto con el mismo número de frecuencias que cerró en Santiago, cuatro a la semana. Este miércoles, el director general en España de la compañía, Yahya Z. Sensoy, destacaba la nueva ruta desde Sá Carneiro como una de "las aperturas estrella" de este año, durante la presentación de la cuarta frecuencia de Turkish en el Prat (Barcelona).

El problema de la promoción

Las instalaciones de Oporto han seguido creciendo en 2014. Suman tres millones de pasajeros más que Lavacolla, Alvedro y Peinador juntos pero ya no son un termómetro útil para medir la salud de los aeropuertos gallegos, que siguen a la espera del célebre plan de coordinación de Fomento. La razón es que entre 2007 y 2013, según los datos que desveló el Foro Económico de Galicia, Sá Carneiro creció un 60%, mientras las terminales gallegas se encogían un 24%.

Aunque Vigo, A Coruña y Santiago han mostrado una evolución aceptable en el último año y a lo largo de 2015, lo cierto es que un competidor tan potente y tan cercano como Oporto tiene algunos inconvenientes. Turkish, informan en CC.OO. está promocionado Santiago, con motivo de su nuevo enlace luso, como un complemento al viaje a Portugal, de manera que ofrece visitas de un día al centro histórico para los pasajeros que aterrizan en Oporto. Este paquete, en el que Compostela es un complemento, no es nuevo, pero genera visitas rápidas que no repercuten en los hoteles y muy poco en la economía local. Menos, en todo caso, que las pernoctaciones.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad