PSOE y PP pactan un techo de déficit máximo del 0,4% en 2020 por ley 

stop

INYECTAR CONFIANZA

José Antonio Alonso (PSOE) y Soraya Sáenz de Santamaría (PP) en el Congreso / EFE

26 de agosto de 2011 (11:15 CET)

A las dos de la madrugada de este viernes, PSOE y PP han llegado a un acuerdo para reformar la Constitución antes de que termine la legislatura e incluir un principio genérico de estabilidad presupuestaria que en ningún caso supere los márgenes establecidos por la Unión Europea. Finalmente, tal como pedía el candidato socialista a las próximas generales, Alfredo Pérez Rubalcaba, en la nueva Carta Magna no se incluirá ninguna cifra sobre el techo máximo de déficit. Esta se establecerá después mediante una ley orgánica que ambos partidos se han comprometido a aprobar antes del 30 de junio de 2012.

El límite de déficit no será igual para todas las Administraciones. En general, se obligará a pasar las tijeras progresivamente hasta llegar al 0,4% del PIB en 2020. El máximo del Estado no podrá llegar al 0,26% del PIB en ese año, el de las comunidades autónomas será entonces del 0,14% y a los ayuntamientos se les obliga a presentar un “equilibrio presupuestario”. 

A pesar de que el objetivo de la reforma es inyectar confianza a los mercados y a los socios de la UE, que habían presionado a Zapatero para reformar la Constitución, socialistas y populares se han guardado un as en la manga: han pactado que se pueda rebasar el límite de endeudamiento en “situaciones de emergencia extraordinaria que escapen al control del Estado y perjudiquen considerablemente la situación financiera o la sostenibilidad económica o social ". Asimismo, se podrán revisar los límites fijados en 2015 y 2018 a petición de cualquiera de los dos partidos firmantes.

Pacto 'in extremis'

El acuerdo entre socialistas y populares ha llegado al límite de plazo establecido. Finalmente, a las diez y media de la mañana los portavoces parlamentarios de ambos partidos -José Antonio Alonso (PSOE) y Soraya Sáenz de Santamaría (PP)- han registrado el documento en el Congreso. Se convocará el pleno para la próxima semana para que ser debata el martes y se apruebe el viernes.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad