La marca es decisiva en la compra de juguetes

stop

TENDENCIAS DE CONSUMO

02 de junio de 2011 (11:01 CET)

El estudio La marca en el sector del juguete realizado por la consultora PAC Research & Education pone de manifesto que los padres deciden qué juguetes comprar cuando los niños son menores de 5 años. Y lo hacen en función de la marca, por ser sinónimo de calidad y seguridad para los hijos. A partir de esa edad son los menores los que eligen qué juguetes y marcas quieren. El 48% opta por el juguete en función de su marca porque la asocia a un producto mejor. Según el estudio, las marcas de juguetes se vinculan a vivencias concretas y a un mundo de experiencias lo que las hace todavía más indiscutibles entre los niños.

El estudio también revela que el juguete es el rey entre los niños hasta los 7 años, a partir de esa edad disminuye su presencia a favor de la electrónica, un 53%, y el juego físico con los deportes, un 25%, produciéndose un abandono del juego con juguetes sobre los 9 años. El tiempo de juego se reduce entre semana al patio por la carga de actividades extraescolares, y el fin de semana el 58% de los niños juegan con juguetes, el 40% mira la tele, y un 34% hace deporte, aumentando el uso de juegos electrónicos a medida que aumenta la edad.

Las niñas españolas son las que más juegan respecto a los niños. Un 58% prefiere las muñecas, el 47% pinta y colorea, y un 46% juega con puzzles y rompecabezas un 46%. Ellos prefieren los juegos electrónicos, 54%; los de construcción, 40%; y coinciden en la tercera elección de puzzles y rompecabezas. A medida que aumenta la edad, asciende la importancia de la marca.

El estudio desvela que el 54% de las madres se encarga de comprar los juguetes en España frente al 24% de los padres. En cuanto a los momentos de compra, el verano es ya considerado por detrás del aniversario y las Navidades. Los factores que influyen en los padres son: lo que puede aportar al niño, lo que me pide, o el precio. La marca ocupa el quinto lugar, aunque es percibida como factor de calidad y seguridad, y decisiva cuando es la preferida por los hijos. Los padres manifiestan en el estudio que la marca aporta confianza, y que es más importante que el fabricante.

Los padres prefieren comprar en los hipermercados

Cuando los hijos son menores de 5 años y por lo tanto no tienen preferencias sobre determinados productos o marcas, los padres se informan y tienen un mayor conocimiento de ellas. A partir de esa edad, los padres dejan de conocerlas, satisfacen las necesidades de sus hijos y compran los productos y marcas demandados por éstos cuya notoriedad les aporta confianza y también para evitar un desagradable rechazo.

En cuanto a lugares de compra, los padres prefieren hipermercados y grandes especialistas por el precio, el surtido de producto y la comodidad siendo el detallista especializado elegido por la calidad de su producto y la comodidad. El estudio refleja el poder de las marcas blancas que se imponen en las grandes áreas ante aquellas marcas que no han sabido comunicar sus diferenciales o asociarlas a una categoría de producto.

La investigación concluye que la innovación tecnológica es la tendencia preferente de los niños.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad