Emalcsa y el goteo de sus gastos de personal

stop

28 de septiembre de 2012 (21:24 CET)

Que la Empresa Municipal de Aguas de A Coruña (Emalcsa) tiene una saneada situación financiera, casi nadie lo duda. Basta repasar los números de la compañía municipal pública para comprobarlo: unos beneficios de 6,3 millones en las últimas cuentas presentadas, en parte por las plusvalías generadas con la venta de su participación en la operadora R. En 2010, sus ingresos fueron de 22,1 millones de euros, también al alza. Solamente por la venta de R se anotó 4,4 millones, según la memoria depositada en el Registro Mercantil.

Lo que más llama la atención es su política retributiva, y más teniendo en cuenta que la compañía, que es pública, advierte que no cuenta con trabajadores con contratos de alta dirección. Y es que los gastos de personal de Emalcsa se elevan a 9,9 millones de euros, lo que dividido entre sus 142 trabajadores, sale un salario medio por empleado de 69.782 euros al año. Nada menos. Si descontamos las cargas sociales (declara 1,5 millones) y nos quedamos con sueldos y salarios netos, la media es de 45.604 euros por trabajador.

Lógicamente, habrá la consabida disparidad en cuanto a la escala retributiva en función de los puestos, pero esa masa salarial se reparte entre técnicos (22), administrativos (27), auxiliares de oficina (15), subalternos (1) y operarios (77). Y todo ello, también, sin contar con el consejo de administración, que por muy nutrido que esté por ilustres coruñeses, se lleva por dietas de asistencia apenas 21.700 euros al año. Pues eso, ¿para qué van a hacer falta los contratos de alta dirección en Emalcsa?
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad