El PP pide acelerar el traspaso y recuerda la legitimidad para imponer reformas

stop

RELEVO EN EL GOBIERNO

Mariano Rajoy (c), acompañado por los líderes populares

21 de noviembre de 2011 (13:12 CET)

El PP quiere acelerar todo lo posible el traspaso de poderes para empezar a gobernar cuanto antes y acometer las reformas que cree necesario aplicar. Esgrime su mayoría absoluta y recuerda a los sindicatos que ésta le da un mandato claro para imponer una reforma laboral si la negociación se alarga.

Los mercados, por su parte, reaccionan con desconfianza al triunfo abrumador del PP a la espera de las medidas concretas que puede aplicar a corto plazo. La prima de riesgo repunta y ronda los 470 puntos y el Ibex cae con fuerza, cede algo más del 2%.

La número dos en la lista del PP por Madrid, Soraya Sáenz de Santamaría, ha urgido esta mañana a que el traspaso de poder entre el PP y el Gobierno de Zapatero se realice con más celeridad, ya que hay "problemas extraordinarios" que exigirían que "este periodo no existiera". "Debe darse una vuelta a este tema porque los plazos van en perjuicio del interés general.

En la misma línea, pero de forma más contundente, se ha manifestado el presidente del Comité Electoral del PP y diputado por Madrid en el Congreso, Miguel Arias Cañete. Critica que haya una “transición de poder” tan larga y que las nuevas cámaras no se constituyan hasta el 13 de diciembre y la sesión de investidura no se celebre hasta el día 22 del próximo mes.

“Hay que pasar por encima de los requisitos estrictamente legales. Los mercados no esperan a que las cámaras se constituyan”. Cañete ha anunciado también que “Rajoy establecerá la hoja de ruta en el comité ejecutivo del partido que se celebra este lunes.

Reforma laboral

Y uno de los asuntos que aparece primero en el guión del PP es la reforma laboral. El secretario de Economía y Empleo del partico conservador, Álvaro Nadal, ha advertido que la mayoría clara lograda por el partido le da un "mandato" de los ciudadanos para "hacer lo que tenga que hacer" en materia de reforma laboral "si otros agentes sociales no son razonables".

Tras recordar que Rajoy, presidente electo, aprovechó su discurso tras conocer el resultado de los comicios para anunciar que abrirá el diálogo social pidiendo la "colaboración de todo el mundo", Nadal ha remarcado que el proceso "no puede eternizarse".

Asimismo, Nadal ha remarcado que el PP tiene intención de suprimir las "subvenciones nominativas" recogidas en los Presupuestos Generales del Estado para sindicatos y otras organizaciones sociales, partidos políticos incluidos.

Los constructores reclaman más inversión

Los agentes sociales han empezado a reaccionar públicamente a esta victoria del PP en los comicios. La patronal de la construcción, el sector más castigado por la crisis, pide al nuevo Gobierno que en la medida de lo posible, revitalice la inversión pública en infraestructuras y tenga presente al sector como parte de la solución a la actual crisis económica.

La Confederación Nacional de la Construcción (CNC) reclama al nuevo Ejecutivo que busque nuevos yacimientos de ingresos que mantengan el equilibrio de las cuentas y permitan cumplir los objetivos de déficit público y que acelere el pago por uso de infraestructuras en la red de alta capacidad española mediante una tasa aplicable a toda clase de vehículos.

Se prolonga la zozobra

En los mercados, la zozobra continúa y las elecciones no alivian por ahora la tensión sobre la prima de riesgo de la deuda español y sobre la bolsa. La deuda pública repunta ligeramente esta mañana y el diferencial se sitúa en el entorno de los 470 puntos básicos. El Ibex cede más de un 2% y pierde el soporte de los 8.200 puntos.

Tras los máximos del pasado jueves, cuando el diferencial con el bono alemán llegó a los 500 puntos básicos y la rentabilidad del bono a diez años al 7%, la deuda se mantiene por debajo de esa peligrosa cota pero prosigue en zona de riesgo elevado por el persistente recelo de los inversores hacia las emisiones españolas.

Los inversores esperan con expectación un posible anuncio con las primeras medidas que pretende aplicar Mariano Rajoy y quiere valorar también el nivel de fluidez con la que se aborda el traspaso de poderes
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad