El mercado inmobiliario retrata una Galicia de dos velocidades

stop

A Coruña vende casi tantas viviendas en un mes como Ourense en lo que va de año

Viviendas

en A Coruña, 11 de julio de 2015 (23:04 CET)

La recuperación se nota en el mercado inmobiliario, especialmente en España por el pulso inversor que están manteniendo las socimis. Pero la tendencia al alza no va al mismo ritmo en todos los territorios. Si la convergencia de la economía gallega con la estatal se está yendo al traste tras la crisis económica, como alertó el Foro Económico de Galicia, también dentro de la comunidad gallega reina la desigualdad. Eso refleja el último informe de la Federación Galega de Empresas Inmobiliarias (Fegein),  que exhibe algunos datos especialmente significativos. Por ejemplo, en A Coruña se vendieron en enero de este año 546 viviendas, mientras Ourense solo consiguió 609 transacciones en el primer semestre del año. Es decir, A Coruña logró tantas compraventas en un mes como la cidade das Burgas en seis.

La distancia tiene correspondencia con el dinamismo del eje atlántico frente a la Galicia interior, pero es más acusada, según explican en Fegein, cuando se compara la Galicia del norte con la del sur. A partir de Monforte hacia la frontera con Portugal, el territorio muestra un mal comportamiento en cuanto a inversión en vivienda, ventas y fijación de población. Esto castiga a mercados con un buen dinamismo años atrás, como Ourense u O Porriño.

Precios dispares

También en el eje atlántico hay desigualdades. Así, el precio medio por vivienda en A Coruña es de 2.150 euros el metro cuadrado, mientras que en la vecina Ferrol cae hasta menos de la mitad, con 975 euros el metro cuadrado. Las únicas dos ciudades que superan los 2.000 euros son A Coruña y Santiago, otro mercado que ha crecido de manera notable. Mientras que el impulso del turismo ha llevado a Sanxenxo a colocarse como la localidad más cara de Galicia, con precios que superan los 2.450 euros por metro cuadrado.

En Fegein explican que la recuperación va por barrios y que están conviviendo núcleos emergentes, que cotizan al alza, como podrían ser Sanxenxo y Santiago, con otros que todavía se devalúan, como podría ser Ourense. Es notable el caso de  la ciudad de Lugo, un mercado hasta hace poco similar al ourensano. En mayo realizó el triple de transacciones que Ourense y en junio más del doble. Todo ello, pese a que es la provincia con el precio medio más bajo.

Mayores caídas en Ourense y Pontevedra

La reactivación del mercado inmobiliario se refleja en que el precio se ha mantenido más o menos estable respecto al año anterior y que las operaciones van camino de superar las 12.000 realizadas el año pasado. En A Coruña, los precios apenas cayeron en variación interanual un 0,2%, mientras que en Lugo fue del 1,2%. Una vez más, es en el sur, Pontevedra y Ourense, donde se registra el mayor descenso, ambas provincias por encima del 2%. La primera un 2,4% y la segunga un 2,9%.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad