El ‘caso Teresa Romero’ enciende la mecha de las donaciones contra el ébola

stop

MÉDICOS SIN FRONTERAS

Imagen de la campaña de Médicos Sin Fronteras

09 de noviembre de 2014 (21:59 CET)

“En occidente no sabemos mucho del ébola”. Esas fueron las palabras del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el pasado 12 de octubre, en plena tormenta. España registraba el primer contagio fuera de África y Estados Unidos, el segundo. Las investigaciones apuntan que el último brote masivo empezó en diciembre de 2013, aunque no fue evidente hasta tres meses después. Pese a ello, España ha despertado, económicamente hablando, en las últimas semanas.

El caso de la auxiliar de enfermería Teresa Romero, curada y con el alta desde el pasado miércoles, encendió la mecha de las donaciones tanto particulares como gubernamentales. “Antes, la reacción espontánea era baja. El ébola no despertó el interés hasta que no llegó a España”, explica la directora de captación de fondos de Médicos Sin Fronteras, Anna Pineda.

El 90% se ha recaudado desde octubre

El temor del contagio y la cuestionada gestión del Gobierno de la crisis sanitaria fueron suficientes para que las donaciones privadas se duplicaran en el último mes. Las cifras hablan por sí solas: “A día de hoy se han recaudado 1,8 millones de euros desde marzo. El 90% desde octubre”, detalla Pineda.

Médicos Sin Fronteras empezó su intervención contra el ébola en África occidental en marzo. Ese mismo mes, inició una campaña de concienciación presente en soportes urbanos como las marquesinas. Entonces la mayoría lo veía como algo lejano, como un eco que ocupaba, de vez en cuando, algún que otro titular. Pero poco más. El virus pasaba prácticamente desapercibido pese a provocar la muerte de miles de personas.

Campaña ‘stopebola’

“La gente no tiene percepción de ayudar. Además, no ven posible un tratamiento y no ven que hay miles de médicos ahí, ni que se está salvando el 50% de los contagiados”, lamenta Pineda. En cambio, matiza, cuando hay catástrofes naturales tipo el terremoto de Haití, la reacción en forma de donación es inmediata por el impacto visual.

Pero el virus llegó a España, y la vida de Romero se convirtió en un tema de Estado. “A raíz de explicar el problema y de verlo en España, la reacción ha sido muy buena”. “Actualmente, la concienciación ciudadana es muy alta”, a la que poco a poco se han sumado otros actores como Inditex, Vodafone o la caja de ahorros de Navarra. Todas bajo el paraguas stopebola, la última campaña de la organización mundial que necesita recaudar unos 100 millones de euros entre 2014 y 2015.

Fondos para la lucha contra el virus

En cambio, la aportación económica del Gobierno se ha hecho esperar. Hasta este viernes, el Ejecutivo apenas había donado medio millón de euros. Pero este mismo viernes, el Consejo de Ministros ha aprobado un crédito extraordinario de 13,8 millones para luchar contra el ébola en España.

Más de siete millones para el Ministerio de Defensa, otros cinco millones irán a parar a las arcas del Ministerio de Sanidad; más de medio millón para Hacienda y 870.000 euros para Economía. ¿Y para la acción sobre el terreno? Otros siete millones que se destinarán a financiar proyectos de prevención en países afectados.

13.000 contagios por ébola

¿Y qué le piden las organizaciones como Médicos Sin Fronteras? La implicación civil y militar de otros actores que ayuden a frenar una epidemia que ha dejado tras de sí casi cinco millones de muertos y más de 13.000 contagios, según los últimos datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad