Más de 100.000 jóvenes emigraron de Galicia desde 2010, según la CIG

stop

Un estudio del sindicato asegura que en 2013 se perdieron 115 puestos de trabajo al día en la comunidad

17 de febrero de 2014 (17:18 CET)

El sindicato CIG estima que unos 100.000 jóvenes gallegos de entre 15 y 35 años de edad emigraron desde 2010 de la Galicia. Además, alerta de que la destrucción de empleo ha alcanzado en 2013 los 115 puestos de trabajo perdidos al día.

Son algunas de las conclusiones de un estudio de la central sindical sobre el mercado laboral gallego firmado por Natividad López. Esta ha restado importancia al hecho de que los datos de paro de la comunidad estén por debajo de la media estatal. “De no haberse producido esta emigración, el nivel de desempleo habría crecido más”, indica.

30.000 activos menos en 2013

López destacó en rueda de prensa que en 2013 se redujo en 30.000 el número de activos en Galicia entre 20 y 34 años de edad, una cifra que “evidencia que se trata de población que abandona el mercado de trabajo y opta por la emigración”.

Si se toma como referencia el padrón municipal de 2010 y la evolución hasta finales de 2012, la caída de población de entre 15 y 34 años es de 83.048 personas. Eso vale a López para estimar que, si de los 30.000 activos que se perdieron en 2013, dos tercios son jóvenes que emigraron, el total se eleva a 100.000 personas de menos de 35 años que abandonaron Galicia en busca de trabajo.

Sanidad y Educación, nuevas áreas afectadas

En la suma de todos los grupos de edad, el número de activos se redujo en 41.800 personas en 2013 en Galicia, lo que arroja una media de 115 empleos destruidos cada día. Además, López ha resaltado que el 23% de los puestos que se perdieron el año pasado son del área de sanidad y educación.

Los datos "son demoledores", a juicio del responsable de Industria e Emprego en la CIG, Miguel Malvido, que ha indicado que aunque pueda parecer positivo el incremento del número de contratos, la lectura es que se hacen a tiempo parcial y son temporales. Además, ha avisado de que quienes mantienen su empleo lo hacen en peores condiciones.

Parados de larga duración

El sindicato ha destacado también que un tercio de los parados llevan más de dos años en esa situación (son 99.600 de media en 2013), lo que conlleva un aumento también en el número de personas que no tienen ninguna cobertura (no cobran prestaciones públicas por desempleo). En 2010 el 66% sí tenía algún ingreso por paro, mientras que el porcentaje bajó al 56,3% el año pasado. Son, han incidido, 91.500 los hogares con todos sus miembros en paro.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad