Mafo opta por la subasta de NGB y no se pronuncia sobre el plan de Castellano 

stop

El Banco de España dice que "no es posible pronunciarse" sobre el plan de entrada de inversores privados "al introducir elementos cuyo encaje normativo no es evidente en el momento actual 

Oficina de NGB

21 de abril de 2012 (22:18 CET)

Parece que pocos están convencidos de la viabilidad del plan de recapitalización de NGB que pasa por la entrada de inversores privados. El Banco de España remitió un comunicado a la entidad en el que manifiesta, en primer lugar, que “aprueba la venta de la participación del Frob en un proceso competitivo de subasta”. En segundo lugar, y sobre el plan alternativo a la puja tradicional, el regulador opina que “no es posible pronunciarse sobre esta estrategia al introducir elementos cuyo encaje normativo no es evidente en el momento actual”.

Según el organismo que gobierna Miguel Ángel Fernández Ordóñez el pronunciamiento sobre la estrategia de entrada de fondos de inversión no es posible porque “está condicionada a la aprobación previa de las autoridades españolas y comunitarias, y sujeta a los acuerdos que, en su caso adopte el Frob”.

El plan de recapitalización sobre el que no se pronuncia el Banco de España, consiste en la compra de obligaciones obligatoriamente convertibles en acciones con derechos políticos superiores al 20% del capital e inferiores al 50%. La entidad que preside José María Castellano sostiene que al permitir este plan la entrada de capital privado en la entidad, este tendría un coste para el Estado y los contribuyentes muy inferior al de otras alternativas.

Esquema de Protección de Activos


Tanto el plan de subasta tradicional (sobre el que el Banco de España se pronuncia a favor) como el plan de introducción de inversores privados (sobre el que no sabe, no contesta) contemplan la concesión de un Esquema de Protección de Activos (EPA). Sin embargo, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, Mafo, puso en cuestión esta misma semana la posibilidad de conceder un EPA a una entidad si no era para una subasta. “Los EPA sólo se pueden dar si hay un proceso competitivo”, declaró.

NGB se defiende


En base a la respuesta del Banco de España, los gestores de NGB han decidido “aportar toda la documentación que precisen las autoridades españolas y europeas, tanto en su encaje legal como en la solución técnica de costes de la operación”. Los de Castellano esperan poder convencer al Frob, el organismo encargado ahora de decidir su futuro, de las bondades de su plan con inversores privados.

“El objetivo es que el Frob, titular del 90,6% de NGB disponga de todos los elementos de juicio necesarios para escoger la mejor opción de privatización, en términos económicos y estratégicos, para el Estado español y el sistema financiero”, declaran desde el banco gallego.

Todo parece apuntar que la viabilidad del plan Castellano se pone cuesta arriba. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad