Los salarios públicos superan en un 36% a los del sector privado

stop

La diferencia por hora trabajada, que en 2008 había llegado al máximo del 39%, se ha reducido con la crisis

en Barcelona, 24 de febrero de 2015 (12:01 CET)

Los salarios de los trabajadores del sector público son un 36% más elevados que los del sector privado, debido a distintas razones. Entre ellas, que los empleados públicos tienen un mayor nivel educativo, cualificación y experiencia en sus puestos de trabajo y a que trabajan en mayor medida a jornada completa.

El Boletín Económico de febrero del Banco de España añade que esa diferencia también responde a que el sector público suele actuar como monopolio en los servicios que suministra, también a que los sindicatos tienen una fuerte presencia a la hora de negociar salarios y a que, normalmente, las empresas públicas y las administraciones no persiguen obtener beneficios, a diferencia de las empresas privadas.

El 15% de la población activa trabaja para el Estado

El supervisor indica que el 15% de la población activa española trabajó para el sector público en el periodo 2005-2012. El 20% de las mujeres y el 11% de los hombres.

No obstante, el efecto de moderación salarial realizado con la crisis redujo la distancia entre las remuneraciones de ambos sectores --público y privado-- en 2012.

Así, los salarios públicos más bajos en 2012 tan sólo eran un 10% superiores a los del privado, tasa que se situó en el 5% en el caso de los sueldos intermedios; en tanto que los hombres con salarios más altos del sector público cobraron menos que los del sector privado.

Menos brecha interna entre los funcionarios

El Banco de España señala también que, en el periodo 2005-2012, la brecha entre los salarios más altos y los más bajos era menor en el sector público que en el privado, al tiempo que la diferencia de sueldos entre los dos sectores era mayor para los trabajadores que menos cobran.

La diferencia entre los salarios por hora medios del sector público y del privado aumentó desde 2005 hasta alcanzar su máximo en 2008 (cuando los sueldos de los primeros eran un 39% superiores a los segundos), para comenzar después a acercarse.

Pese a todo, el instituto emisor apunta que no todas las diferencias entre los trabajadores de ambos sectores relevantes a la hora de explicar su salario son directamente observables. El nivel de motivación o de habilidad se traducen en diferentes niveles de rendimiento y, por lo tanto, en salarios distintos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad