Los ‘hombres de negro’ comienzan su quinta y última visita a España

stop

Los representantes de la Comisión, FMI y BCE confirmarán el cumplimiento de las condiciones del rescate a la banca

De Guindos, con Jörg Asmussen, miembro alemán del BCE, en Bruselas, este pasado lunes./EFE/Olivier Hoslet

02 de diciembre de 2013 (11:27 CET)

Los hombres de negro han vuelto a Madrid. Diversos inspectores de la Troika --Comisión Europea, Banco central Europeo y del Fondo Monetario Internacional-- visitan la capital para evaluar en persona la situación de las entidades financieras antes dar por finalizado el rescate bancario. Las conclusiones preliminares se darán a conocer a mediados de diciembre.

Es la quinta y última vista que realizan a España. El portavoz de Asuntos Económicos de la Comisión Europea, Simon O’Connor ha explicado que los miembros de la Troika se reunirán con representantes del Gobierno, del Banco de España, de las entidades financieras, con asociaciones del sector y con analistas. La ronda de encuentras pondrá el punto y final al riguroso control internacional sobre el sistema financiero español.

Vigilancia especial


El rescate financiero se cierra después de que los bancos hayan recibido 41.000 millones de euros de los fondos del Mecanismo de Estabilidad Europeo. El préstamo tiene un tipo de interés del 0,5% y un plazo de devolución de 15 años.

Tras la inyección de capital, España se convierte en el primer país de la eurozona que sale del programa de asistencia económica de la Unión Europea (UE) y que se libra de la tutela de los hombres de negro. Ello no exime que la economía nacional seguirá bajo vigilancia especial. Falta por devolver el 75% del préstamo.

Medidas adicionales

El control consistirá en dos revisiones anuales, tal y como explicó el vicepresidente de la Comisión y responsable de Asuntos Económicos, Olli Rehn. Los detalles de este particular control de la Troika todavía se desconocen.

La vista llega dos días después de que el ministro de Economía, Luis de Guindos, entreabriera la puerta a una segunda reforma laboral. La decisión ya ha sido anunciada en el último Eurogrupo, celebrado la pasada semana en Bruselas, ante la presión de la Comisión Europea para que el Gobierno recortara en el presupuesto del 2014 que se tramita en el Congreso unos 2.500 millones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad