Los bancos, obligados a mantener las cuentas sin comisiones

stop

CONSEJO

07 de diciembre de 2013 (11:29 CET)

A pesar de que 2013 ha sido un año funesto para los depósitos bancarios, las cuentas corrientes parecen haberse mantenido al margen de la debacle y no han dejado de aportar múltiples ventajas al ahorrador. La ausencia total de comisiones es la que más se repite de banco en banco, y nada hace sospechar que esto cambie en 2014, según informa el comparador financieroHelpMyCash.com.

2013 está siendo el año de las cuentas gratis, en que pagamos 0 euros de comisión de mantenimiento, 0 euros por las tarjetas de débito y 0 euros por las transferencias e ingresos de cheques en España y en toda la zona del euro. Estas ventajas se consiguen sobre todo al domiciliar la nómina en el banco, pero también sin domiciliarla, como en el caso de la Cuenta Corriente Operativa de Openbank o la Cuenta Sin Nómina de ING. De hecho, en estos momentos, muy pocas son las entidades que no tienen una “Cuenta Cero” entre sus productos. Pero ¿por qué cabría esperar que la política de comisiones 0 siga en boga?

1. Aumento de la operatividad online

Cada vez más españoles pierden el miedo a la banca online o a las operaciones online dentro de su banco de toda la vida. Esto ahorra muchos costes a los bancos, quienes tienen menos gastos de gestión, personal, oficinas, etc., y pueden eliminar las comisiones. No es casualidad que todas las Cuentas ING, las de Uno-e, Activobank, Triodos Bank y la Cuenta Inteligente EVO, entre otras de operativa, estén libres de comisiones.

2. Más competencia


Grandes entidades con largas trayectorias han visto como perdían clientes que retiraban sus ahorros en busca de una oferta que ofreciera más y cobrara menos por su dinero, aunque fuera en un banco online, extranjero o desconocido. Eso les ha obligado a ofrecer al menos una cuenta competitiva con coste cero. En este caso podríamos englobar a la Cuenta Cero de La Caixa, que no cobra comisiones siempre que el cliente lo resuelva todo online, o a la Cuenta Expansión Sabadell, que se ha convertido en una de las más atractivas del momento a base de descuentos, devolución de recibos, gasolina gratis y, por supuesto, 0 comisiones.

3. Bajada de rentabilidad


La baja rentabilidad de los depósitos puede tener un doble impacto en las comisiones bancarias. Por una parte, ahora que la rentabilidad de los depósitos es tan pobre muy pocos bancos alcanzan el 3% TAE y la mayoría rondan el 1,5%, los bancos no van a tener que desembolsar tanto a la hora de pagar intereses a los depositarios y se van a poder permitir cobrar menos comisiones. Y por otra parte, si el banco ya no puede usar como reclamo las hipotecas ni tampoco los depósitos, porque ninguno de estos productos es ya atractivo, lo único que le queda para ofrecer como gancho son las cuentas sin comisiones.
 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad