La OCDE advierte que España puede caer en recesión antes de recuperar el empleo perdido

stop

La mayoría de países que forman parte de este organismo están cerca de recuperar el nivel de empleo que perdieron desde el inicio de la crisis

Título de la imagen

Barcelona, 07 de julio de 2016 (13:28 CET)

La situación económica en España corre peligro. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) señala que nuestro país se encuentra en riesgo de recesión antes de recuperar el nivel de empleo perdido desde el inicio de la crisis, tras publicar un nuevo informe sobre perspectivas de empleo en 2016.

Un estudio que también asegura que Irlanda y Grecia padecen la misma situación y, por otro lado, confirma que el resto de Estados que forman parte de este organismo de cooperación internacional recuperarán los niveles de empleo que perdieron desde 2007. Es decir, que van por buen camino.

Volviendo a España, por ahora es el país que pertenece a este selecto club de los estados más desarrollados del mundo que más empleo ha perdido durante la crisis. En 2007, llegó a tener 21 millones de empleos y en 2014 tenía menos de 17 millones.

No obstante, el informe considera que la situación del mercado laboral en España ha mejorado "de manera continua durante los últimos dos años", y que la tasa de ocupación aumentó en el cuarto trimestre de 2015 en cerca de tres puntos porcentuales con respecto a su peor nivel tras la crisis -a principios de 2013- hasta alcanzar el 51,3 %. Eso sí, esa tasa está por debajo del nivel precrisis -cuando estaba en torno al 60 %- y de la media OCDE, que es del 60,2 %.

Por otro lado, el estudio vuelve a alertar sobre la situación de los parados de larga duración (aquellos que llevan sin trabajar un año o más) y que en España suponen más de la mitad de los desempleados, muy por encima del promedio OCDE del 34 %.

En ese sentido, el organismo recomienda seguir potenciando los programas de activación y los de capacitación o de apoyo a la búsqueda de empleo, para este colectivo.

También subraya los riesgos para el colectivo "nini", aquellos de entre 15 y 29 años que ni estudian ni trabajan y que suponen en España el 12,9 % de todos los jóvenes, uno de los niveles más altos de la OCDE, cuya media está ligeramente por encima del 5 %. Esa proporción de jóvenes con dicho perfil está además 3,4 puntos porcentuales por encima del nivel precrisis.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad