Shakira y Piqué de nuevo en el centro del huracán

Hacienda denuncia a Shakira por presunto delito fiscal

stop

La cantante se expone a un importe de "varias decenas de millones" por presunto delito fiscal en los ejercicios de entre 2011 y 2014

Barcelona, 21 de enero de 2018 (12:24 CET)

Shakira está en el punto de mira de las autoridades de Hacienda, que han enviado a la Fiscalía una denuncia contra la cantante de pop por presunto delito fiscal durante cuatro años. Se habla de que la artista debe un importe de "varias decenas de millones de euros", aunque la cifra no se ha revelado aún.

La Agencia Tributaria sostiene que, entre 2011 y 2014, Shakira tenía que declarar como residente española y tributar en el país por la mayoría de sus ganancias a nivel mundial. De confirmarse el delito la condena sería de dos años. En el periodo investigado la cantante se casó con Gerard Piqué pero se mantuvo como residente fiscal fuera de España.

Shakira oficializó su residencia en España en 2015, por lo que no tuvo problema con el fisco desde entonces. Fuentes cercanas a la artista manifestaron a La Vanguardia que la colombiana no tenía vivienda propia en Barcelona entre 2011 y 2014, y que no fue sino hasta 2013 cuando nació su primogénito. 

La residencia fiscal implica que los contribuyentes deben de pagar impuestos sobre la renta por los ingresos generados en todo el mundo, mientras que el caso contrario permite que los contribuyentes sólo sean gravados por los ingresos que generaron en territorio español. Hacienda sostiene que durante los ejercicios investigados Shakira debió pagar como residente fiscal.

Fuentes cercanas a Shakira: "Se trata de una diferencia de criterio"

Desde el entorno de la artista dicen que "se trata de una diferencia de criterio, no de ocultamiento fiscal" y que la colombiana está dispuesta a hacer frente a las consecuencias económicas de la inspección de Hacienda. Shakira está asesorada en este caso por Price Waterhouse.

Los representantes de la cantante defienden que la mayoría de los ingresos de Shakira durante esos años provenían de giras en el extranjero y que la artista pasaba la mayor parte del tiempo fuera de España, por lo que no cumplía el número de días necesario para declarar como residente fiscal.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad