Escotet toma las riendas de Novagalicia con una pérdida de depósitos del 32%

stop

El banco, que achaca la reducción de pasivo a la venta de oficinas y la caída del negocio mayorista, contrajo un 22% su inversión crediticia

Clientes de la antigua Novagalicia en cajeros de la entidad | EFE

01 de abril de 2014 (22:08 CET)

El presidente de Banesco, Juan Carlos Escotet, se hará con Novagalicia Banco después de que la entidad haya regresado a beneficios. En 2013 cerró un resultado neto atribuido de 17,9 millones de euros, frente a las pérdidas de más de 7.900 millones registradas en el ejercicio anterior.

En un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la entidad indica que durante el pasado año destinó a provisiones 1.309 millones de euros, y que el resultado antes de ese saneamiento llegaba a 871 millones. No obstante, a pesar de la buena noticia que representa el regreso a beneficios, la entidad contrajo a lo largo del ejercicio pasado tanto el volumen de créditos concedidos como el porcentaje de depósitos acumulados.

Reducción de la operativa mayorista en 5.705 millones


En concreto, a finales de 2013, los depósitos de clientes en la entidad sumaban un total de 29.357 millones de euros, frente a los 38.808 millones de finales de 2012. Un 32% menos en doce meses.

Según la nota remitida a la CNMV, los depósitos minoristas descendieron un 4% en Novagalicia. La entidad, que durante todo el año pasado se mantuvo presidida por José María Castellano, quien dimitió de su cargo tras la adjudicación del banco a Banesco en diciembre, explica que la evolución de los depósitos de clientes estuvo condicionada “por la reducción de la operativa mayorista, que disminuyó su saldo en 5.705 millones”. Otro de los factores que tienen que ver con la pérdida de depósitos se encuentra en el traspaso de negocio derivado de la venta de oficinas.

A lo largo de 2013, Novagalicia Banco no sólo vendió al fondo Apollo su marca EVO, con la que operaba fuera de Galicia, Asturias y León. Antes del proceso de privatización impulsado por el FROB colocó 66 oficinas al Banco Etcheverría (también en manos de Banesco).

El crédito sobre clientes cae un 22%


En cuanto al crédito sobre clientes, Novagalicia contaba a finales del año pasado con 25.255 millones procedentes de ese concepto, frente a los 30.795 millones con los que cerró el ejercicio anterior. Casi un 22% menos.

Según explica la entidad, durante el año pasado concedió 6.129 millones en nuevos préstamos, el 70% de ellos en Galicia. La mayoría fueron a parar al sector de las pymes, autónomos y familias. De esta cantidad, 3.283 millones se corresponden con operaciones “de financiación del tejido empresarial a través de líneas de descuento, factoring y confirming o comex”. Además, el banco asegura que concedió 3.360 hipotecas a familias por importe de 286 millones de euros y renegoció las condiciones de más de 4.600 familias con dificultades económicas.

De nuevo, los ratios son menores que los cosechados durante 2012. Según las comunicaciones a la CNMV correspondientes a ese ejercicio, la cifra total de financiación se situó en 10.201 millones de euros, de los que las nuevas operaciones de crédito sumaban 5.364 millones. Además, se formalizaron 8.379 préstamos hipotecarios.

Margen de intereses

Por todo ello, el margen de intereses de NCG cayó un 8,1% respecto a 2012 y quedó establecido en 655 millones de euros.

La entidad gallega, cuya venta a Banesco está pendiente de la autorización por parte de la Comisión Europea, hace hincapié en que a lo largo del pasado ejercicio la actividad del banco estuvo condicionada por las restricciones fijadas por Bruselas como contrapartida al rescate financiero. “Se pone de manifiesto tanto en la reducción de oficinas y empleo como en las exigencias de desinversión y las limitaciones para la operatoria bancaria fuera de Galicia”, sostiene. Por todo ello, Novagalicia redujo en 7.296 millones su balance, que quedó fijado en 52.687 millones. En diciembre del año anterior, la entidad poseía un activo total de 59.983 millones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad