La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante un acto el 26 de julio de 2019, en Cantabria. Foto: EFE/PPH

ERE del Santander: CCOO denuncia presiones a empleados vulnerables

El sindicato acusa a la entidad de Ana Botín de coaccionar a trabajadores con jornada reducida para que se acojan voluntariamente al ERE

Comisiones Obreras ha emitido una circular este viernes para reprochar al Banco Santander las presiones a las que, según el sindicato, somete a algunos trabajadores para forzar una adhesión voluntaria al ERE. La entidad que preside Ana Botín acordó el pasado junio el proceso de regulación que conllevará 3.223 salidas y que tiene como origen los cierres de oficinas provocados por las duplicidades con la red de sucursales de Banco Popular.

Según fuentes sindicales, el Santander está presionando a trabajadores con reducción de jornada por conciliación para que se sumen al ERE, que hasta el 15 de noviembre está en periodo de adscripción voluntaria. “Con este tipo de conductas, el Santander refuerza el machismo social, invitando a las mujeres a una vuelta no deseada al trabajo doméstico. Así no se contribuye a fomentar la igualdad, sino que se amplían las brechas existentes, contribuyendo a la discriminación de la mujer”, dice la circular de CCOO.

Galicia, una de las más afectadas

El sindicato ha detectado las presuntas coacciones en toda España, aunque con mayor intensidad en algunos territorios como en Galicia, donde hay más de una decena de empleados con jornada reducida que han denunciado presiones de la dirección.

El mecanismo para aplicarlas es el siguiente: responsables de personal del banco se desplazan a una comunidad distinta a la que habitualmente trabajan y conciertan reuniones con los trabajadores afectados. En el encuentro les explican que su productividad está por debajo de lo necesario para permanecer en la entidad y les recomiendan adherirse voluntariamente al ERE.

Trabajadores "jóvenes y con hijos"

Según explican fuentes sindicales, son trabajadores jóvenes y con hijos y, por tanto, en una posición más vulnerable que otros empleados que se han sumado voluntariamente al ERE y que todavía no tienen respuesta del Santander sobre la aceptación de su solicitud. También indican que las adhesiones hasta el 15 de noviembre tienen el atractivo de cobrar un plus de voluntariedad.

Fuentes de la entidad que preside Ana Botín aseguran que el banco está cumpliendo con el pacto alcanzado con los sindicatos que implicaba, entre otras cuestiones, priorizar e incentivar la voluntariedad de las salidas. No aclaran si se están produciendo reuniones con empleados para recomendarles acogerse al ERE.

“Hostigar al colectivo de personas con reducción de jornada cuando es una evidencia que hay una gran demanda de personas que quieren desvincularse y que, solicitándolo en el periodo voluntario, aún permanecen sin respuesta, es cuando menos lo más alejado de un banco sencillo, personal y justo y que va presumiendo de igualdad allá por donde va”, concluye la circular de CCOO.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad