Oficina del Banco Pastor en A Coruña

El Santander eliminará en dos años las marcas Popular y Pastor

stop

El banco presenta a los accionistas un nuevo logotipo que unificará todas las enseñas del grupo en un plazo de dos años, incluidas Pastor y Popular

en A Coruña, 23 de marzo de 2018 (17:35 CET)

Empieza la cuenta atrás para la marca Pastor. Y también para Popular. La presidenta del Santander, Ana Botín, ha presentado en la junta de accionistas celebrada este viernes la nueva imagen corporativa de la entidad, un logotipo más estilizado que pretende modernizar y adaptar la imagen a la era digital. Conserva el nombre, la llama y el rojo, pero varía la tipografía.

La nueva enseña unificará las distintas marcas con las que opera el grupo. Este viernes comenzó el cambio de nombre de la filial portuguesa Santander Totta, que pasa a llamarse Banco Santander Portugal. Según confirmaron fuentes oficiales de la entidad financiera, el mismo proceso se vivirá en España, con el relevo de las enseñas Popular y Pastor. El plazo estimado está entre un año y medio y dos años. Será entonces cuando todas las oficinas españolas estén bajo el paraguas de la marca Santander.

El movimiento era esperado, pues el banco que dirige Ana Botín siempre había sostenido que camina hacia la marca única. “La marca Santander es una de las grandes fortalezas de nuestro banco, reconocida internacionalmente por la confianza y la credibilidad que transmite. Tenemos que cambiar e innovar. La marca debe evolucionar para acompañar nuestra transformación, hacerla más visible y transmitir mejor nuestra cultura", explicó la presidenta a los accionistas.

 

 

Pese a todo, en Galicia encontró importantes resistencias a la extinción de la enseña Pastor, con un fuerte arraigo en la comunidad. El debate lo abrieron los sindicatos, convencidos de que la supervivencia de la marca era la única manera de salvar despidos debido a las fuertes duplicidades en la red del Santander y el Popular. Pero llegó también al Parlamento. Feijóo llegó a decir que Botín se había comprometido a analizar la posibilidad de que el Pastor continuase.

Como avanzó este medio, a finales del año pasado la decisión de suprimir la marca estaba tomada. Faltaba solamente conocer el plazo. El diseño de la nueva imagen da el pistoletazo de salida a la unificación. La implantación será progresiva. Comenzará en el ámbito digital -webs, aplicaciones móviles, redes sociales y cajeros--, en el de la comunicación y en el de la publicidad, para después extenderse a otros soportes como sucursales, material de oficina y otros activos físicos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad