El optimismo invade al Banco de España

stop

La entidad mejora en dos décimas los pronósticos del Gobierno y calcula una subida del 1,2% este año

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde | EFE

26 de marzo de 2014 (11:46 CET)

El Banco de España ha mejorado el optimismo moderado del Gobierno y de las entidades bancarias en sus proyecciones de crecimiento para este año. La entidad ha hecho públicas hoy sus últimas previsiones de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB): 1,2% para este año y 1,7% para el 2015. Ambos pronósticos mejoran en dos décimas los cálculos del Gobierno.

El organismo presidido por Luis María Linde basa sus previsiones en un mejor comportamiento de las exportaciones, en consonancia con las previsiones de la Unión Europea. El Banco de España también vislumbra que la tasa de paro bajará ligeramente este año para situarse en el 25% y descenderá hasta el 23,8% el próximo año.

Mejora del consumo

Parte de las mejoras en las previsiones de crecimiento se asientan sobre un ligero repunte del consumo de las familias y de las inversiones en las empresas, un factor que podría relevar al sector exterior como nuevo motor de crecimiento. No obstante, el organismo estima que el crecimiento no será sustancial sino, más bien, limitado.

El consumo de las familia
s seguirá siendo muy modesto con tasas interanuales del 1,1% y del 1,2%. El organismo calcula que los costes salariales continuarán su ajuste a la baja y retrocederán el 0,7% al final de este ejercicio y el 0,9% el próximo.

Los cálculos no han tomado en cuenta la reforma fiscal que ultima el Gobierno y que se presentará en julio.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad