Efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) realizan labores de desinfección en la residencia de mayores San Carlos de Celanova (Ourense), que se ha convertido en el principal foco de COVID-19 en una instalación de estas características en Galicia

El drama del Covid-19 en Galicia: por cada contagio, 56 parados más

Los ERTES afectan al 11% de toda la población ocupada gallega: por cada contagio detectado se notifican diez expedientes y se van al paro 56 trabajadores

El miedo también es libre para las empresas. Un simple cálculo permite comprobar el efecto multiplicador de los contagios del coronavirus en el empleo. En el caso de Galicia, un total de 2.000 infectados hasta el momento se salda con 112.000 contratos laborales, de uno un otro tipo, suspendidos. En otras palabras, por cada contagio se van a la calle, acogidos a Expedientes de Regulación de Empleo Temporal, un total de 56 trabajadores gallegos.

Estos eran los datos oficiales, este jueves, tanto de contagios como de empleados acogidos a ERTEs. Traducido a expedientes de regulación temporal, esos 2.000 contagios tienen su réplica en prácticamente 21.000 solicitudes de ERTE por parte de las empresas. Es decir, por cada contagio, algo más de diez ERTEs. Este jueves, fueron doce mil trabajadores más los que acabaron con el contrato suspendido en Galicia. En un solo día. Y todo ello sin contar con la situación de los autónomos.

 

Una comparación distorsionada

Las cifras tienen obligada lectura a escala nacional, por aquello de las comparaciones. Y los datos oficiales dicen que en España a este jueves había 56.188 contagiados, unos 8.578 más que un día antes. Y los trabajadores incorporados a expedientes de suspensión temporal de empleo superan 1,5 millones. Por tanto, en España, por cada infectado, son algo más de 26 los trabajadores se que van al paro de forma temporal, una proporción sustancialmente inferior a la registrada en Galicia.

Los 21.000 ERTEs presentados en Galicia, con esos 112.000 trabajadores con sus contratos suspendios, contrastan con los 342.000 empleados acogidos a ERTES en Cataluña , los 120.000 de la Comunidad Valenciana o los 100.000, aproximadamente, de Castilla y León. Sin embargo, en las cifras oficiales hay un agujero negro: Madrid.

Más del 11% de los ocupados gallegos

El caso es que el gran motor económico de España, por su capitaliad, a la vez la zona cero del coronavirus, no ofrece datos oficiales de la situación de los expedientes presentados ni de los trabajadores afectados. Esa incógnita, de despejarse, sin duda hará variar el cálculo muy al alza y, por tanto, situará la proporción de contagios globales sobre trabajadores afectados mucho más próxima entre Galicia y la media nacional.

Por tanto, la comparativa ofrece cierta distorsión por ese "efecto Madrid". El caso es que no solo la Comunidad de Madrid sigue sin dar a conocer el dato de trabajadores afectados. De Murcia, Canarias y Baleares tampoco hay datos oficiales, y Aragón los actualiza semanalmente. Por tanto, debemos quedarnos con esos 21.000 ERTEs presentados en Galicia, que afectan a 112.000 trabajadores, nada menos que el 11% de toda la población ocupada del mercado laboral gallego.

 

 

Un artículo de X.R.M.

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad