El BNG augura que NCG se venderá a precio de saldo tras la privatización de EVO

stop

Lamenta que los 60 millones de euros obtenidos no cubran “en absoluto” el dinero público invertido en la franquicia de Novagalicia

Carme Adán y Francisco Jorquera en rueda de prensa | E.P.

09 de septiembre de 2013 (13:17 CET)

El BNG urge al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que aclare su postura sobre la privatización de Novagalicia. La venta de EVO Banco por 60 millones de euros al fondo estadounidense Apollo ha provocado una doble reacción en el grupo nacionalista. Por un lado, considera adecuado que el negocio de NCG se centre en Galicia. La marca comercial EVO, una red de 80 oficinas, opera en España excepto en las comunidad gallega, Asturias y León, donde la entidad conserva el nombre de Novagalicia. La portavoz nacionalista en la Cámara autonómica, Carme Adán, recalcó este lunes que un factor que "provocó la crisis de las cajas" fue la "expansión irresponsable" fuera de Galicia y la vinculación de ello con la exposición inmobiliaria.

Por otro lado, el BNG lamenta que EVO, fruto de la segregación de negocio de NCG en Galicia, fue saneada con "ingentes cantidades de recursos públicos" y ahora se vende "a precio de 60 millones de euros", lo que "en absoluto permite resarcir todo el dinero público que fue invertido para sanear esa entidad". La conclusión a la que llega la formación frentista es que se están socializando las pérdidas de la entidad, pero “se privatizan los beneficios”.

Venta de Novagalicia

El siguiente paso tras la privatización de EVO, será la venta de Novagalicia, que según anunció el ministro de Economía, Luis de Guindos, se producirá en octubre. El BNG siempre ha apostado porque la entidad presidida por José María Castellano se convierta en un banco público gallego. Francisco Jorquera, portavoz parlamentario del Bloque, ha exigido al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, que manifieste su postura al respecto y que aclare "si está entablando alguna conversación" para evitar la desaparición del banco gallego.

Jorquera ha recordado que a Novagalicia le han sido inyectados 9.000 millones de fondos públicos, por lo que ha rechazado que ahora se "socialicen las pérdidas" y sea vendida la entidad "a precio de saldo".

Al respecto, también ha considerado una "tomadura de pelo" que el PPdeG, en la comisión de economía de la pasada semana, "hubiese justificado la venta (de la entidad) para que los contribuyentes recuperen los fondos", ya que al dinero público que se le inyectó hay que sumar, además, las "quitas" a los impositores.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad