Banesco da carpetazo a los despidos en NCG

stop

Los sindicatos piden a Escotet que paralice el ERE impuesto por Bruselas

Juan Carlos Escotet y el presidente de Banco Etcheverría, Javier Etcheverría | EFE

20 de diciembre de 2013 (00:15 CET)

Volaba el presidente de Banesco, Juan Carlos Escotet, hacia el aeropuerto de Alvedro mientras los sindicatos de Novagalicia --CIG, UGT y ASCA-- se concentraban ante la sede del Banco de España en A Coruña para pedir al banquero venezolano que se mantengan los puestos de trabajo en NCG. La respuesta a sus demandas llegó horas después. Tras reunirse con el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, Escotet se mostró rotundo: no hay el más mínimo solapamiento entre la red de oficinas de Etcheverría y Novagalicia, por tanto, “hay preservación de las fuentes de empleo”.

"La conclusión es que no hay ni remotamente los despidos que se planteaban en caso de otra adquisición, que no entramos a cuestionarla", dijo el presidente de Banesco, que incluso abrió la puerta a ampliar en el futuro la red comercial de Novagalicia. Confirmó así las expectativas de los sindicatos, que temían un nuevo recorte en la plantilla si uno de los bancos con red comercial propia en Galicia se hacía con el control de NCG.

El ERE sigue adelante


Pese a sentirse más aliviados por la carta de presentación de Banesco, los representantes sindicales guardan en el bolsillo una lista de reclamaciones que presentarán al, por el momento, presidente de la entidad, José María Castellano, en la reunión que mantendrán este viernes. Entre ellas, explica Clodomiro Montero, del sindicato CIG, la paralización del expediente de regulación de empleo (ERE) activado siguiendo las directrices marcadas por Bruselas a cambio del rescate de NCG. Afecta actualmente a 1.008 trabajadores.

"Si Banesco comunica incluso a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) su intención de mantener el empleo, creemos que el ERE en marcha debe paralizarse de inmediato", explica Montero, quien adelanta que pedirá a la financiera información sobre el proceso de venta de activos.

Efectivamente, las condiciones relativas al proceso de desinversión --que afecta, por ejemplo, a la Unidad de Gestión de Activos (UGAS)-- y el ERE seguirán. Escotet ha precisado que las condiciones marcadas por Bruselas con la inyección de ayudas serán respetadas y "hay una serie de decisiones ya tomadas y unos ERE voluntarios que se mantendrán”.

¿Nuevo convenio?


El proyecto de futuro de Banesco, cuando menos en su primera formulación, pasa por fusionar NCG con Etcheverría, siendo la entidad con sede en Betanzos, de menor tamaño, la que absorba las casi 600 oficinas de Novagalicia.

Este proceso, apunta Montero, puede provocar modificaciones en el convenio colectivo que introduzcan recortes en las condiciones laborales actualmente fijadas.

Concentración suspendida

En todo caso, las sensaciones de los sindicatos son mejores de lo que esperaban. Su principal motivación es preservar el empleo y Banesco ha dado mensajes optimistas al respecto. Antes del encuentro que mantendrán este viernes con ejecutivos de Novagalicia, al que acudirán dos representantes de cada sindicato, han suspendido la movilización prevista para al sábado a la que llegaron divididos (CC.OO., CGT y CSI-F no acudieron a la concentración de este jueves).

Del encuentro esperan conocer las líneas maestras del plan de Banesco. “La principal parte del problema que tenemos son las limitaciones de capacidad establecidas por Bruselas, que convierten en meras gestorías a las oficinas de fuera de Galicia, y las necesidades de desinversión acelerada. Queremos saber qué se cumplirá de ese proyecto”, explica José Ramón del Pliego, de UGT.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad