Abanca sitúa su mora por debajo de la media y gana cuota en Galicia, pero reduce margen de intereses

stop

RESULTADOS

Juan Carlos Escotet, vicepresidente de Abanca

A Coruña, 05 de mayo de 2015 (00:00 CET)

Abanca saca de nuevo lustre a sus cuentas. La entidad controlada por Juan Carlos Escotet multiplica beneficio neto por ocho, recorta la mora hasta el 11,09% (la medida del sector estaba en febrero en el 12,4%) e incrementa cuota de depósitos y créditos en Galicia, su mercado natural. Todo ello lleva a la entidad presidida por Javier Etcheverría a señalar en la presentación de sus resultados trimestrales que se sitúa como cuarta entidad financiera más capitalizada de Europa.

Abanca, que ganó 1.157 millones en su primer ejercicio lejos del abrigo del Estado y del FROB, presenta un ratio de capital de máxima calidad (CET1) del 15,57%, un crecimiento del 48% respecto al valor de marzo de 2014. En términos "fully loaded", es decir, anticipando las reglas de cálculo que se aplicarán a partir de 2018 (Basilea III), el ratio asciende al 15,1%, "lo que sitúa a la entidad entre las cuatro más capitalizadas de Europa", señala.

Más cuota

El banco recupera posiciones en Galicia. Los depósitos minoristas crecen en 689 millones en los tres primeros meses del año, hasta situarse en 28.808 millones de euros, mientras que los fondos de inversión han registrado un crecimiento del 16,2%.

"El dinamismo mostrado por los depósitos de clientes ha tenido un claro impacto en la recuperación de la cuota de mercado, de tal modo que en el último año, Abanca ha aumentado en 223 puntos básicos su cuota de depósitos en Galicia", señala en una nota la entidad. Por el lado del activo, el saldo de crédito a familias y empresas crece un 3,55% en términos interanuales, "retornando a tasas positivas por primera vez desde el inicio de la crisis".

Menos margen de intereses

Como contraste, el margen de intereses de la entidad, que es la diferencia entre lo que remunera por los depósitos que capta y lo que cobra por los créditos que concede, ha descendido un 30,2%, desde los 152 millones del primer trimestre del año pasado hasta los 106 millones de este año.

La evolución de este indicador, básico para conocer el negocio de intermediación de la entidad, no impide que Abanca presente un margen bruto que se ha más que duplicado en un año, al alcanzar los 486 millones, frente a los 200 millones del año pasado. El margen bruto incorpora otras partidas, procedentes de los dividendos generados por las participaciones, las comisiones que cobra, las diferencias de cambio de divisas y el resultado de las operaciones financieras.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad