Una de las trabajadoras de Sociedad Textil Lonia que fabrica mascarillas y batas para el Sergas

Zeltia, Cinfo, Bionix... La empresa gallega se vuelca con el Covid-19

Empresas gallegas del sector textil, químico o el tecnológico orientan su producción a la fabricación de materiales necesarios en hospitales

De batas a geles desinfectantes pasando por pantallas de equipos sanitarios. Un número significativo de empresas gallegas se vuelca contra el Covid-19 y orienta su producción a materiales con los que combatir el avance del coronavirus.

Entre las 40 empresas gallegas (entre ellas la propia Inditex o Sociedad Textil Lonia) que ponen en marcha la fabricación de batas y mascarillas emergen nombres como el de Mekkdes, que ha puesto su taller de Mos al servicio de la producción de entre 200 y 300 mascarillas diarias para colectivos de atención al público. El interior de estas mascarillas está compuesta por algodón mientras que para la cara externa emplea los tejidos que habitualmente utiliza en sus colecciones de ropa.

La producción de mascarillas también la ha impulsado el Concello de Ourense a través del Centro de Conocimiento de La Molinera, en el que ha puesto impresoras 3D y bobinas del material con el que se elaboran estos útiles, PLA, a disposición de voluntarios que los confeccionan a un ritmo de unas 210 unidades diarias.

También la consultora de innovación DesignThinking.gal se ha volcado con la fabricación máscaras protectoras para personal sanitario. La compañía de capacidad para confeccionar unas 600 de tamaño A4 cada hora mediante gomas elásticas y PVC transparente.

El sector químico

Otro de los sectores que brilla con luz propia en su contribución contra el coronavirus es el químico. Según asegura en declaraciones a Europa Press, el decano del Colegio Oficial de Químicos de Galicia, Manuel Rodríguez, el sector ha tenido que "redoblar esfuerzos" para dar respuesta al incremento de la demanda de gel desinfectante.

Sin embargo, el decano del órgano colegiado ha subrayado que la falta de suministros de materias primas que se importan desde distintos puntos de la península, como hipoclorito y alcohol etílico, dificulta el trabajo de los laboratorios. En concreto, ha apuntado que esta situación ha sido causada por la racionalización de la distribución realizada por los proveedores para evitar la escasez de materias primas.

Asimismo, Manuel Rodríguez ha precisado que, por ejemplo, la empresa Iuvenor, especializada en cosmética, ha impulsado su producción de bactericidas, que anteriormente realizaba a menor escala. También Química Ausavil y Kemegal Químicos han potenciado la elaboración de productos de limpieza. Además, ha indicado que la mayor parte del sector en Galicia está enfocado en productos destinados a la desinfección de superficies, como las empresas Disiclín, Lejías Mary y Lejías La Inglesa.

En la misma línea, la empresa química Zelnova-Zeltia, que hasta el año pasado era propiedad de Pharma Mar, ha producido en su fábrica de O Porriño unas 500 unidades de loción hidroalcohólica para Mercadona y, de modo habitual, distribuye gel hidroalcohólico a distintas compañías del sector 'retail'.

Material sanitarios

Además de estas empresas, existe otro grupo de firmas gallegas que se vuelca en la fabricación de equipamiento para las instalaciones sanitarias. El Clúster de Empresas de Automoción de Galicia (Ceaga) coordina la fabricación de material sanitario en colaboración con tres empresas que participan en la aceleradora Business Factory Auto (BFA). Se trata de Lupeon, Nort3D e Inmake, capaces de fabricar hasta 900 válvulas desechables para respiradores cada 10 horas.

La iniciativa ha surgido en el seno de la European Clusters Alliance, que ha buscado ponerse a disposición de la Comisión Europea y dar respuesta a la necesidad de 25.000 ventiladores para combatir el virus. Dado que esta producción se realiza sin ánimo de lucro, Ceaga, que ha presentado esta iniciativa a la Xunta y el Gobierno, ha anunciado que colaborará en la compra de los materiales precisos.

A partir de estas válvulas, un conglomerado de empresas lideradas por la tecnológica Bionix ha comenzado a diseñar respiradores cuyos primeros prototipos se comenzarán a probar la próxima semana para validarlos. Según ha detallado el gerente de la compañía, Jacobo Penide, se espera que su implantación se pueda realizar dentro de dos semanas. En concreto, empleados de Bionix, Cinfo, Dimalnox, Blanco Mayer, Marine Instruments y 3D Atlántico asesorados por anestesistas y neumólogos colaboran en este proyecto.

Por su parte, la empresa de implantes para animales Betaimplants, con sede en Salvaterra de Miño (Pontevedra), ha comenzado a fabricar pantallas para equipos sanitarios mediante impresoras 3D, que serán entregadas a las autoridades.

De la USC a Asime

Desde el mundo académico, Universidade de Santiago de Compostela (USC) ha comenzado a producir 9.000 litros de solución hidroalcohólica para profesionales sanitarios, mientras que la Universidade de Vigo (UVigo) confecciona máscaras protectoras en colaboración con 35 empresas y organizaciones españolas. Precisamente, la Asociación de Industriales Metalúrgicos (Asime) participa como movilizadora del tejido empresarial gallego en la iniciativa sin ánimo de lucro denominada EscudoCovid19.

El objetivo de EscudoCovid19 pasa por entregar las primeras 1.000 pantallas a centros sanitarios gallegos durante la próxima semana. Asimismo, se estima que se podrán elaborar unos 10.000 productos para la comunidad e, incluso, extender la producción a nivel nacional.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad