Urbaser blindó el control de la empresa de aguas de Ferrol frente al Concello

stop

Las decisiones del consejo se adoptan por mayoría cualificada, lo que permite a la empresa de Florentino Pérez bloquear cualquier acuerdo; los estatutos solo contemplan el traspaso si el socio privado accede a vender sus acciones

Reunión del consejo de administración de Emafesa

en A Coruña, 22 de octubre de 2015 (06:51 CET)

El enfrentamiento entre el Concello de Ferrol y su empresa de aguas, de gestión mixta, ha acabado en bloqueo. En las dos últimas reuniones del consejo no se ha podido sacar adelante más acuerdo que el compromiso de realizar una gestión colegiada, compartida entre Urbaser, la empresa del grupo de Florentino Pérez, y un representante del Ayuntamiento. Es un cierto alivio para el Consistorio, que tiene serias dudas sobre la gestión, a la que achaca falta de transparencia y comunicación. Después de la contaminación del agua y de los problemas detectados en la EDAR, que apenas depura, la corporación que encabeza Jorge Suárez quiso ir un paso más lejos y cesar al gerente, Alejandro Pisa.

No pudo, porque Urbaser se negó. Y es que la filial del grupo ACS, a pesar de tener una participación inferior (49% frente a 51%) tiene el poder de bloquear casi cualquier propuesta del Concello. Así lo recogen los estatutos, que especifican que será el socio privado quien proponga al consejo de administración el gerente de la sociedad. Tanto su nombramiento como su cese deben aprobarse en el consejo por mayoría cualificada "de tres cuartas partes de sus componentes". El Ayuntamiento aporta cuatro miembros de los siete que conforman el consejo, por lo que necesita un voto favorable de Urbaser para destituir al gerente.

Bloqueo mutuo

En resumen, ambas partes tienen capacidad para bloquearse mutuamente, aunque solo la empresa de Florentino Pérez puede tomar la iniciativa para proponer un nombre a la gerencia de Emafesa. Con el enfrentamiento actual, las reuniones del consejo tienden, precisamente, al bloqueo, ya que la mayoría cualificada no solo afecta al gerente, sino porque todas las decisiones deben adoptarse "por la mitad más dos de los consejeros concurrentes en la sesión".

El alcalde de Ferrol, Jorge Suárez, audita con la intención de llevar a la Fiscalía lo que considera una "muy deficiente" gestión de Urbaser, que es responsable de la administración del servicio de aguas con amplias competencias y deberes de información. En el horizonte está la vocación de Ferrol en Común, y así lo plasmó en su programa, de remunicipalizar el servicio. Pero, a tenor de los estatutos, tampoco esta tarea parece sencilla.

¿Municipalización?

La transmisión de los títulos que actualmente posee la filial de ACS, el 49%, se realizaría a través de una venta en la que el Concello tendría derecho de suscripción preferente. Siempre cuando, claro está, que Urbaser quiera vender y las arcas públicas puedan abonar el importe. La empresa no puede deshacerse de las acciones si el Ayuntamiento no da su conformidad.

Más allá de la quiebra de la empresa o de las ilegalidades recogidas en la normativa general, no contemplan los estatutos fórmula alguna para que Urbaser pueda ser apartada del servicio que no sea el cumplimiento de los 30 años de duración del acuerdo.

Quiénes son

Actualmente, el consejo de administración está presidido por Jorge Suárez como alcalde de Ferrol. Le acompañan tres miembros de la corporación, Beatriz Sestayo, Eugenia Freire y Bruno Díaz. Por la parte privada, están Santiago Alonso Herreros, Abdon Acevedo Álvarez y Santiago Saínz de Baranda, que es también secretario del consejo. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad