Tragsa paraliza el ERE tras despedir a más de 100 personas en Galicia 

stop

Los sindicatos piden que se revierta el proceso y mantienen el calendario de movilizaciones 

Protesta de los trabajadors de Tragsa

en A Coruña, 21 de enero de 2016 (14:20 CET)

Frenazo en seco de Tragsa. La empresa pública ha paralizado su macro ERE, que preveía la salida de más de 1.300 trabajadores alegando causas económicas. El parón no implica una marcha atrás en el personal ya despedido, alrededor de 555 personas según los sindicatos, pero sí que pone el freno a la ejecución de un expediente que fue tumbado por la Audiencia Nacional y posteriormente bendecido por el Supremo.

La parálisis llega tarde para Galicia, que ha sido una de las comunidades más castigadas hasta la fecha. Comisiones Obreras cifra en más de 100 trabajadores afectados entre Tragsa y su filial Tragsatec, con especial incidencia en Ourense.

Por ello, el sindicato manifiesta que continuirá demandando la readmisión de los despedidos y que mantiene las movilizaciones. Entienden que el ERE no es justificable por motivos económicos, en una empresa que cuenta "con 264 millones de reservas voluntarias", así como un pago pendiente por parte de las Administraciones Públicas que ascendía a noviembre del año pasado a "460 millones".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad