Trabajadores cuelgan pancartas en las instalaciones de Poligal en Narón / CIG
stop

Polipropileno de Galicia, fundada por empresarios gallegos en el exterior y perteneciente ahora al grupo Peralada, clausura su fábrica de Narón

en A Coruña, 23 de febrero de 2019 (04:55 CET)

Alcoa en A Coruña, Naturgy en Meirama, Ferroatlántica y sus hornos de Cee y Dumbría... Y, ahora, Polipropileno de Galicia (Poligal) en Narón. Un nuevo cierre y más de cien trabajadores a la calle. Se trata de una histórica compañía de Ferrolterra impulsada a finales de los ochenta por empresarios gallegos en el exterior, entre ellos el lalinense afincado en Buenos Aires Benito Blanco.

Asentada en el polígono industrial de A Gándara, en Narón, Poligal ha presentado en el Juzgado de lo Mercantil de Barcelona concurso de acreedores con la intención de cerrar estas instalaciones, pertenecientes al grupo catalán Peralada, y que operan en la comarca de Ferrolterra desde hace casi tres décadas.

La planta, dedicada a la fabricación de film de polipropileno, sobre todo para envasado de alimentos, cuenta con una plantilla de algo más de cien operarios que se verán afectados por esta medida.

Una historia de la emigración

La empresa, a través de un comunicado, ha justificado esta decisión alegando que "estas instalaciones presentan problemas estructurales graves que han llevado a la compañía a cesar la actividad". Inciden en que "la actual coyuntura del mercado, con continuas subidas de los precios de las materias primas y exceso de capacidad instalada, han lastrado gravemente los márgenes de esta planta hasta hacer la situación estructuralmente insostenible".

Fue en marzo de 1989 cuando el lalinense Benito Blanco, desde Buenos Aires, se embarca junto a otros socios en el proyecto de producir componentes plásticos en el polígono de A Gándara, en Ferrol. La inversión, 2.800 millones de pesetas de las de entonces con el objetivo de lograr el autoabastecimiento de polipropileno para el mercado español, y frenar las importaciones desde Alemania.

El apoyo de Manuel Fraga en los años siguientes fue imprescindible. De hecho, Blanco presumía siempre de carné del PP, en concreto el número nueve de Argentina. Hoy Poligal está en manos catalanas, pero Benito Blanco ha recordado en ocasiones aquella aventura como la prueba de que los petrodólares de la emigración también llegaron a Galicia.

El impacto del cierre

Desde Poligal también se asegura que "esta reorganización tiene como objetivo mejorar la competitividad y consolidar el proyecto de futuro de la compañía. Poligal continuará dando servicio a todos sus clientes desde el resto de sus plantas".

Además, el grupo catalán también traslada que "es consciente del impacto que la medida tendrá en los trabajadores, sus familias y la zona" y lamenta "profundamente" la decisión que se ha visto obligada a tomar", al tiempo que agradece a la plantilla "el compromiso y profesionalidad mostrados a lo largo de estos años".

Responsables de la empresa han comunicado esta decisión en la mañana de este viernes a los trabajadores, además de trasladarles que les han concedido a todos ellos un permiso retribuido, siendo ahora el administrador concursal que sea nombrado el que tomará todas las decisiones.

Respuesta laboral contundente

Ante esta situación, los operarios han decidido acudir a las instalaciones industriales y han tomado la decisión de estar permanentemente en la sede industrial, cada uno de ellos en su turno, y en concentración permanente. A todos ellos les ha cogido por sorpresa esta decisión, ya que muchos de los operarios pertenecen a esta firma desde el año en que comenzó a operar, en 1991.

En los últimos años, Poligal construyó dos nuevas plantas, una en Arcos de Valdevez (Portugal), que entró en funcionamiento en 2008, y otra en Polonia, en 2017, achacando los trabajadores a estos "nuevos competidores" el posible cese de su actividad, sobre todo por ser plantas dotadas de una tecnología más moderna y, por ello, con un menor coste de producción.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad