Suárez Coppel, que firmó los acuerdos de Pemex con la Xunta, sale de la petrolera

stop

Los sindicatos esperan que su relevo como director general, no retrase la ejecución de los contratos con Barreras y Navantia

Feijóo y el exdirector general de Pemex en la firma del acuerdo con Galicia

06 de diciembre de 2012 (19:55 CET)

Los contratos de Galicia y la petrolera Pemex siempre han estado rodeados de ciertas dudas, sobre todo por parte de la oposición al Gobierno gallego y los sindicatos del naval. Cuando más arreciaban las críticas a la validez de los encargos, varios sindicalistas aseguraron que en México se especulaba con que la operación gallega pudiera verse trastocada debido al cambio de Gobierno que se preveía en el Ejecutivo azteca. Lo cierto es que cambios ha habido esta última semana. El nuevo presidente mexicano, Enrique Peña Nieto (PRI) ha relevado a los máximos ejecutivos de Pemex.

Según informa Cinco Días, Peña Nieto nombró secretario de Energía a Joaquín Coldwell. De acuerdo con la ley del país, pasará a ser el nuevo presidente de Pemex en sustitución de Jordy Herrera. Entre los relevos, también destacada el de Juan José Suárez Coppel, que deja de ser director general de la compañía.

Presente en las firmas de acuerdos

Suárez Coppel fue uno de los representantes de Pemex que vino a Galicia en mayo para firmar junto con el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, un acuerdo que pasaba por la construcción de 14 remolcadores y la posibilidad de floteles. En agosto, Coppel también estuvo presente en el acto de firma por el que la Autoridad Portuaria de A Coruña otorgaba a Pemex la concesión para instalarse en Punta Langosteira.

Pero la figura de Coppel no solo trajo alegrías a Galicia. En septiembre sus palabras despertaron de nuevo la polémica en plena precampaña electoral. En rueda de prensa en México aseguró que Pemex no había contratado ningún flotel con los astilleros gallegos. Tras el revuelo, el Gobierno gallego y la propia Pemex sacaron hierro al asunto y explicaron que fue la filial de Pemex, PMI, la que firmó contratos con Barreras y Navantia para la construcción de dos floteles.

“Aún no hay diseño”

En este momento, semeja que la construcción de dos floteles por parte de Barreras y de Navantia parece encaminada pero los sindicatos temen que los cambios en Pemex retrasen “aún más” el inicio de la ejecución de los navíos.

“Por el momento no tenemos ninguna comunicación oficial de la empresa, más allá de que se está en negociaciones con técnicos para acordar como será el proyecto pero, creemos que, de momento, aún no está ni el diseño terminado”, explica Manuel Grandal, representante de la CIG en Navantia. “Esperemos que estos cambios en Pemex no sirvan para retrasar más el proyecto”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad