Soria hace que los propietarios de terrenos eólicos dejen de percibir 20 millones al año 

stop

Los dueños de las tierras comenzarán a cobrar cuando los parques funcionen. “Y con el nuevo decreto todo se ralentiza”, dicen 

Aerogeneradores eólicos

24 de abril de 2012 (21:46 CET)

El pasado enero, el ministro de Industria y Turismo, José Manuel Soria, suspendió mediante un decreto la concesión de primas a las nuevas instalaciones de generación de energías renovables. La moratoria, que por ahora tiene carácter temporal, no será retroactiva sobre las plantas ya existentes. Pero afecta de lleno a los 2.325 megavatios adjudicados en el último concurso eólico de la Xunta de Galicia.

Ante esta situación, los propietarios de terrenos en los que está prevista la instalación de parques eólicos aseguran que no cuentan con percibir ni un euro por sus tierras hasta “por lo menos, 2020”. Según sus cálculos, dejan de ganar unos 20 millones de euros al año en conjunto.

“Existe una claúsula en los contratos por la que el propietario sólo empezará a cobrar cuando el parque entre en funcionamiento”, comenta José Antonio Diéguez, de Ventonoso, la asociación de propietarios de montes.

El caso de Gas Natural

Aunque las alarmas ya se habían disparado, la semana pasada el temor se hizo realidad ante las palabras del consejero delegado de Gas Natural Fenosa, Rafael Villaseca. Aseguró que “la empresa está pendiente de la nueva regulación” que afecta a las renovables.

Desde la compañía aseguran que los 336 megavatios que consiguió en el último concurso eólico gallego están “muy bien escogidos” y que los proyectos “no están parados”. Aunque sí “pendientes de una nueva regulación”.

Falta de financiación

Desde Ventonoso, tienen claro que, al igual que Gas Natural, muchas otras empresas paralizarán por ahora la puesta en marcha de los parques eólicos. “Muchas de las grandes empresas del sector presentan proyectos aunque el parque esté lejos de empezar a funcionar. Es como quien se saca el carné de conducir pero no tiene coche”, comenta Diéguez.

Según sus datos, de los 91 proyectos aprobados en la última revisión eólica en Galicia, se han publicado 15. “Sabemos que se publicarán muchos más. Ahora van poco a poco”. Asegura que es “una forma de asegurarse que tendrán los terrenos. Primero hacen los papeles y luego ya verán cómo consiguen el dinero”.

“Antes la empresa que impulsaba los eólicos buscaba una financiación en un 80%. Ahora mismo, tal y como está la economía, es impensable”. Justifica su argumento con la situación de Eólica Galenova, que se creó en el 2005 como filial de Caixanova. “¿En qué situación estará ahora?”, pregunta.

En Galicia actualmente hay 3.325 megavatios repartidos que aún se tienen que poner en marcha. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad