Santa Bárbara dice que “no tiene por qué” mantener la oferta expuesta en la negociación del ERE

stop

La empresa recuerda que no ha llegado a un acuerdo con los sindicatos en el plazo marcado

Redacción

Concentración de trabajadores de la Fábrica de Armas frente a la Delegación del Gobierno en Galicia / EFE
Concentración de trabajadores de la Fábrica de Armas frente a la Delegación del Gobierno en Galicia / EFE

18 de marzo de 2013 (18:33 CET)

Santa Bárbara Sistemas, filial española de General Dynamics, asegura que, una vez que se ha cerrado el período de negociación del expediente de regulación de empleo (ERE) que pretende aplicar, sin haber llegado a acuerdo con los representantes de los trabajadores, “no tiene por qué” mantener la oferta presentada durante la negociación.

Fuentes de la empresa aseguran que la falta de entendimiento de debió a “la decisión del comité intercentros de no admitir ni un solo despido forzoso”, frente a lo que la empresa “se había mostrado dispuesta a reducir al máximo los despidos forzosos a través de bajas incentivadas o prejubilaciones voluntaria”. “Pero no podría renunciar a que, si era necesario, se tuvieran que llevar a cabo extinciones de empleo”, sostiene.

Los sindicatos “inflexibles”, según la empresa

"Los sindicatos se mantuvieron inflexibles en ese planteamiento y ello bloqueó la reunión, aunque les indicamos que si reconsideraban esa posición, estábamos dispuestos a hablar", dicen fuentes empresariales, que destacan que "las partes se habían acercado mucho en cuanto a las condiciones económicas de las prejubilaciones voluntarias y bajas voluntarias e indemnizaciones".

Las fuentes han indicado que una vez que no se ha llegado a acuerdo, la normativa vigente estipula que en el plazo de 15 días la empresa "debe comunicar a la autoridad laboral y al comité intercentros en qué condiciones llevará el ERE y el Erte a la practica".

Se mantiene el cierre en A Coruña


En ese sentido, las fuentes de la empresa han dejado claro que "todas las ofertas presentadas durante el período de negociación no son vinculantes", lo que significa que la empresa "puede hacer lo que considere oportuno y no tiene por qué mantener las ofertas expuestas durante la negociación".

Para la Fábrica de Armas de A Coruña, con 172 trabajadores, la dirección mantiene la intención del cese de la actividad y el cierre de la factoría (ERE de extinción), algo contra lo que la plantilla se manifestó este mismo sábado en la ciudad herculina.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad