Belén Gualda será la nueva presidenta de Navantia en sustitución de Susana de Sarriá

Relevo en la cúpula de Navantia: cuarta presidenta en cuatro años

La SEPI propone a la granadina Belén Gualda como presidenta de Navantia en sustitución de Susana de Sarriá, que deja el cargo tras dos años al frente

Navantia sigue con su carrusel de cambios en la cúpula. El consejo de administración de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) ha propuesto el nombre de Belén Gualda, ejecutiva andaluza, como consejera delegada antes de ser designada nueva presidenta de la compañía pública en sustitución de Susana de Sarriá.

Nacida en el año 1974 en Granada y licenciada en Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos, Belén Gualda será la cuarta persona que ocupe la presidencia de Navantia desde el año 2017. Fue entonces cuando el mugardés Esteban García Vilasánchez sustituyó en el cargo a José Manuel Revuelta como presidente de Navantia para un año más tarde, ser reemplazado por Susana de Sarriá después de la oleada de cambios en las empresas públicas que vino tras el cambio de Gobierno por el cual Pedro Sánchez pasó a ocupar la presidencia del Ejecutivo central.

Una andaluza para dirigir Navantia

Según informa Navantia, Gualda acumula una amplia experiencia en puestos directivos dentro del sector público empresarial, en el que ha desarrollado gran parte de su carrera profesional y recientemente estuvo al frente de la Agencia de Obra Pública de Andalucía. Además ha participado en diversos consejos de administración y consejos rectores de diferentes sociedades y agencias públicas empresariales.

Gualda ha sido directora de la División de Infraestructuras Ambientales y Gestión del Agua de la Empresa de Gestión Medioambiental, SA (Egmasa) y directora general de Transportes de la Consejería de Obras Públicas en Andalucía. Además, fue jefa de la Unidad de Obras de Andalucía Occidental.

Tras el breve mandato de García Vilasánchez, la SEPI vuelve a apostar por una ejecutiva andaluza para llevar las riendas de Navantia. Y es que Susana de Sarriá, pese a ser madrileña de nacimiento, había desarrollado el grueso de su carrera profesional en la administración andaluza, antes de materializar un salto a Navantia en el que deja como principal legado el Plan Estratégico 2018-22.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad