El empresario Ramiro Carregal en una imagen de archivo | EFE

Frinsa, el rey de la marca blanca, consuma el relevo generacional

stop

Ramiro Carregal deja la conservera que fundó en manos de su hijo Jorge, a partir de ahora administrador único de Frinsa del Noroeste

A Coruña, 05 de octubre de 2017 (05:55 CET)

Ramiro Carregal, toda una institución en la comarca de Barbanza, donde tiene su sede la conservera Frinsa del Noroeste, ha decidido ha sus 90 años ceder definitivamente el timón de la empresa a su hijo Jorge, que a partir de ahora pasa a ser el administrador único de la sociedad. El que posiblemente sea el trabajador con más años cotizados, o al menos de eso presume, despeja así definitivamente el camino de la sucesión. No obstante, Jorge Carregal Varela, que desde el pasado 27 de septiembre tiene el control de Frinsa del Noroeste, según consta en el Registro Mercantil, lleva ya tiempo ejerciendo de timonel.

Padre e hijo tienen mucho que ver en la buena marcha de la conservera, desde donde no han querido valorar este movimiento. Ambos se reparten el capital de Frinsa y también una nada desdeñable suma en dividendos: 45 millones en los últimos cinco años. El ejercicio pasado, la compañía cerró con un beneficio de 22,6 millones de euros después de facturar 387 millones, lo que la sitúa como la tercera gran empresa de su sector por detras de Jealsa y Calvo.

Ramiro Carregal y su hijo Jorge se reparten la totalidad de las acciones de la sociedad y sus sustanciosos dividendos

Ramiro Carregal Rey, natural de Vilagarcía, empezó a trabajar con tan solo 17 años en una empresa de materiales de construcción. Después de su paso por Metalúrgica del Noroeste, un trabajo que le llevó por medio mundo, regresó a Galicia para montar una planta de frío industrial, Frigoríficos del Noroeste SA (Frinsa), que acabó reconvertida en conservera a mediados de la década de los noventa.

Con esta sociedad, una de las muchas que creó Carregal a lo largo de su vida, llegó a coronarse como rey de la marca blanca, un título que suma al de hijo predilecto de su villa natal, al de hijo adoptivo de Ribeira, o a las medallas de Oro al Mérito en el Trabajo y la de Plata de Galicia.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad