Povisa anuncia recortes a pesar de los pagos de 600.000 euros mensuales de la Xunta

stop

Según su memoria anual, la Administración gallega ingresaría esa cantidad entre mayo de 2013 y diciembre del año pasado en base a un litigio judicial perdido

Concentración de trabajadores de Povisa frente al Parlamento de Galicia | EFE

A Coruña, 16 de enero de 2015 (21:00 CET)

El hospital Povisa, de Vigo, parece decidido a iniciar nuevas medidas de ajuste sobre su plantilla. Asegura que el centro se encuentra en "una situación complicada" derivada de la importante bajada de pacientes del Sergas, la caída de los pacientes privados y la reducción de ingresos que ha supuesto el nuevo convenio negociado con la Xunta.

No obstante, fuentes del hospital, propiedad mayoritaria de la familia Silveira Cañizares (dueños de la naviera Elcano), se resisten a aclarar si estas medidas de ajuste se traducirán en la puesta en marcha de un expediente de regulación de empleo (ERE). Los sindicatos tienen claro que sí y aseguran que el propio centro les entregó una circular que aludía explícitamente a que presentará "ante la autoridad laboral el correspondiente ERE extintivo por causas organizativas, productivas, técnicas y económicas".

A pesar del nuevo convenio

Y eso, a pesar de que a finales del año pasado ratificó un nuevo convenio con la Xunta por el que atenderá a un máximo de 139.000 pacientes derivados del servicio público y se asegurará el ingreso de 75 millones de euros al año a cambio.

Pero, además, y durante el año pasado, el hospital ingresó unos 600.000 euros al mes procedentes de la Xunta en base a una sentencia judicial. Por lo menos eso es lo que se recoge en su memoria relativa al ejercicio 2013.

Pagos entre 2013 y 2014

En concreto, según reconoce la empresa en su memoria anual remitida la Registro Mercantil, en ejercicios anteriores, interpuso dos litigios contra el Sergas en los que le reclamaba ser indemnizado por el exceso de población atendida en un período de cinco años. El juez dio la razón a Povisa en ambos casos.

Se estableció que el organismo público pagaría al hospital 12,6 millones de euros en 20 mensualidades de 633.000 euros cada una, que se abonarían entre mayo de 2013 y diciembre de 2014.

¿Cobró Povisa o no?

Por otro lado, a cierre del ejercicio 2013, Povisa aseguraba contar con varias partidas pendientes de cobro del Sergas por valor de algo más de 13 millones de euros correspondientes a las desviaciones de programa de farmacia en los ejercicios 2011, 2012 y 2013.

El hospital de Silveira Cañizares consiguió en 2013 un máximo histórico de beneficios. Fundamentalmente gracias a las demandas ganadas, de 2,4 millones de euros de beneficio a cierre de 2012 pasó a 11,3 millones. La cifra de negocio se situó en 102 millones.

El comité de empresa, ante la amenaza de recortes, recuerda el incremento de beneficios de 2013. Sin embargo, fuentes de la compañía aseguran que "los beneficios no son tal". Explican que la empresa consignó, pero aún no cobró, los 12 millones de euros de la sentencia, a pesar de manifestado en sus cuentas anuales.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad