Pescanova plantea una inyección de 185 millones para garantizar su viabilidad

stop

PwC fija ese aporte de liquidez a un año en el plan de viabilidad, que se podrá rebajar en función de la capacidad de la compañía de generar beneficios de explotación

Juan Manuel Urgoiti al lado de la factoría de Pescanova en Chapela | EFE

07 de noviembre de 2013 (10:18 CET)

Pescanova es viable con matices. Así de claro lo dejan los responsables de la elaboración de su plan de viabilidad, PwC, que de acuerdo con los auditores de Deloitte han remitido esta misma mañana a la CNMV un resumen de conclusiones de la hoja de ruta. Los encargados de elaborar el informe señalan que “las necesidades de capital circulante operativo y capex (inversiones en capital) consideradas en el año uno del Plan de Viabilidad ascienden a 185 millones de euros”.

“Estas necesidades”, dice el plan, “requerirán de menores inyecciones de liquidez en función de la capacidad de generar Ebitda a lo largo del año uno”. El Plan de Viabilidad proyecta diversos escenarios con un horizonte temporal de 4 años y con especial foco en la generación de caja operativa antes del servicio de la deuda. No incluye el análisis de la actual estructura de deuda en el grupo. Se asume que el año uno son los primeros 12 meses a partir de la inyección de capital circulante que se considera necesaria.

No están consideradas en el plan otras potenciales necesidades de aspectos no operativos, entre otros, el posible desembolso ante una eventual recuperación de los negocios de Chile de la quiebra, la amortización de la línea de crédito sindicada formalizada el pasado mes de junio o potenciales ingresos por desinversiones.

Negocios, desinversiones y ventas

El perímetro incluido en el informe del Plan de Viabilidad incluye todas las unidades de negocio actuales del Grupo excluyendo la participación en Australia. Por tanto, se incluyen todos los negocios en Chile, planteando un posible levantamiento de la quiebra en aquel país, dónde ya se han establecido conversaciones con los distintos acreedores y con el síndico que tutela el citado proceso.

El plan parte de unas ventas estimadas de 1.338 millones de euros en el primer año, con un crecimiento esperado de 7% en los cuatro años proyectados hasta alcanzar los 1.624 millones de euros. Aproximadamente el 60% de estas ventas provendrían directamente de las comerciales del grupo a terceros.

El Ebitda proyectado para el año 1 asciende a 119 millones de euros, estimando un crecimiento de 19% para el próximo cuatrienio hasta alcanzar los 202 millones de euros, donde la contribución de los negocios asociados a la acuicultura del langostino vannamei, salmón, rodaballo y tilapia se acerca al 60%.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad