Patinazo de García Tejerina con el Grupo Calvo en la Audiencia Nacional

stop

El Ministerio de Agricultura tendrá que devolver a la conservera gallega una subvención de 8 millones de euros que le había retirado

La ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina, durante la reunión con representantes del sector lácteo

en A Coruña, 28 de diciembre de 2016 (06:37 CET)

El Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente tendrá que dar algo más que explicaciones al Grupo Calvo. El departamento que dirige Isabel García Tejerina ha patinado en la Audiencia Nacional a costa de la concesión de unas subvenciones otorgadas a la compañía gallega, que posteriormente le obligó a devolver por diversas irregularidades que no lo han sido tanto a ojos del alto tribunal. Fueron en total ocho millones de euros los que Agricultura había concedido a Calvo, que le retiró y que ahora, por orden de la Audiencia Nacional, deberá reintegrar al grupo conservero. 

Calvo tenía previsto para este año completar el último pago de la devolución de las subvenciones que recibió su filial Calvopesca, uno de sus emblemas, y que le obligó a devolver el departamento de García Tejerina. Del total de 8 millones, en 2016 correspondía la devolución de 1,2 millones de euros, después de otros dos reintegros: en 2015 fueron 4,4 millones y en 2014, unos 2,4 millones de euros. Calvo tuvo que hacer frente a las devoluciones al no haber finalizado el contencioso-administrativo que había planteado en la Audiencia Nacional.   

Sin quebranto patrimonial

Fue el pasado mes de marzo cuando la conservera recibió comunicación de la sentencia de la Audiencia Nacional "anulando el expediente de reintegro de subvenciones recibidas del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, sentencia favorable a la sociedad dependiente" Calvopesca. 

La sentencia, aun no siendo firme por estar en fase de alegaciones, "es un respaldo a los argumentos de defensa utilizados por el grupo", y por tanto, sus administradores estiman que "no existirá quebranto patrimonial alguno para la sociedad dependiente, puesto que los importes abonados le deberán ser devueltos dadas las escasas posibilidades que existen de prosperar cualquier recurso interpuesto", según recoge la memoria de la conservera gallega. 

Lío con Aduanas

En 2012 Calvopesca recibió notificación del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente iniciando un expediente de reintegro de subvenciones recibidas por un montante aproximado de 8 millones de euros, que era el importe percibido y los intereses. Dicho expediente es una derivación de la actuación inspectora del Sistema de Preferencias Generalizadas y Expedientes arancelarios relacionados con la actividad del grupo en El Salvador. Las importaciones de atún realizadas por el grupo durante varios años al abrigo de un régimen fiscal favorable de la Unión Europea, y relacionadas con el abanderamiento de los buques y las tripulaciones, acabaron en los tribunales.  

Ante esta situación, y la retirada de las subvenciones, Calvopesca presentó desde entonces escritos de alegación en diferentes instancias administrativas y contenciosas. Hasta 2014 Calvopesca no había tenido que hacer frente al reintegro de importe alguno, mientras se encontraba en fase de instrucción las alegaciones presentadas. Sin embargo, pese no haberse finalizado el proceso en fase contencioso-administrativa, a partir  de ese año el grupo tuvo que proceder a la devolución de las ayudas que ahora el ministerio de García Tejerina deberá reintegrarle.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad