Pastor adjudicó contratos a Isolux en plena investigación judicial de la Operación Yogui

stop

Adif encargó obras a la empresa por 58 millones de euros a sabiendas de que los juzgados la investigaban por corrupción

La ministra Ana Pastor con los empresarios del AVE. | EFE

06 de mayo de 2014 (20:47 CET)

La empresa pública encargada de la construcción de las vías de tren, Adif, encargó trabajos a la constructora Isolux-Corsán mientras los juzgados investigaban la relación entre ambas empresas y un posible pacto para acordar sobrecostes en las obras, lo que desencadenó este lunes en los registros y detenciones de la Operación Yogui.

Tanto Adif como la ministra de Fomento Ana Pastor (que ha señalado a la gestión de Zapatero como la responsable política de la trama), reconocieron este lunes que el juzgado número nueve de Barcelona había requerido información sobre las obras ejecutadas por Isolux desde hace un año.

Pese a ello, los responsables de Adif continuaron encargando obras a la empresa bajo sospecha judicial. La compañía, con parte de su junta directiva detenida, ha recibido al menos dos contratos por 58 millones de euros en dos proyectos encargados en mayo de 2013 y febrero de este año.

Túneles en Asturias

La última obra ganada por Isolux ha sido la del tramo del AVE que comunicará León con Asturias y que incluye el túnel de Pajares, el segundo más largo de España. Los trabajos fueron asignados a Isolux y Alstom en febrero pasado por 33,6 millones de euros.

Adif encargó a ambas empresas la construcción de subestaciones eléctricas, los sistemas de alimentación y la catenaria del túnel. El tramo está comprendido entre las localidades de La Robla, en León, y Pola de Lena, en Asturias. Adif pagará 20,9 millones para la construcción de la subestaciones eléctricas y 12,7 millones a la catenaria.

Secreto a voces

Los competidores de Isolux
no se extrañan de la investigación judicial de la empresa y la detención de parte de la cúpula directiva ni tampoco se sorprenden de que Adif haya seguido adjudicando obras a sabiendas de la investigación judicial.

“Era un secreto a voces. En el sector nos conocemos casi todos y sabemos cuáles son las tácticas de cada empresa. Evidentemente los directivos de Isolux tenían excelentes relaciones con los altos cargos de Adif”, explica un competidor de Isolux que ha pedido mantener su nombre en el anonimato por temor a represalias comerciales.

Ni Renfe ni Isolux han respondido las preguntas formuladas por este diario.

Otro en Salamanca


En mayo del año pasado, cuando --según Adif— ya habían comenzado las investigaciones judiciales, se adjudicó otra obra a Isolux y Alstom que une a Medina del Campo (Valladolid) y Salamanca.

Los trabajos fueron entregados a ambas empresas por 24,6 millones de euros y contemplaban la instalación de la catenaria y de los sistemas de seguridad y comunicaciones.

La ministra Ana Pastor siempre ha defendido que las empresas de la alta velocidad española representan el mejor ejemplo de la marca España.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad