Proyecto para el desarrollo urbanístico de Madrid Norte, la conocida como 'Operación Chamartín'
stop

Distrito Castellana Norte activa una ampliación de capital de 22 millones y el Grupo San José deberá acudir para retener su 25% del accionariado

en A Coruña, 11 de marzo de 2019 (04:55 CET)

 

Nueva vuelta de tuerca a la Operación Chamartín, el gran proyecto urbanístico de Madrid que ve pasar por delante gobiernos centrales y autonómicos, legislatura tras legislatura, sin llegar a ser del todo una realidad. Ahora es en el ámbito societario y afecta a sus dos accionistas de referencia, BBVA, que controla un 75% del proyecto, y Grupo San José, que detenta el 25% restante.

El consejo de administración de Distrito Castellana Norte, la sociedad que desarrolla el proyecto urbanístico, ha acordado convocar junta general extraordinaria de accionistas el próximo 11 de abril. El motivo, un aumento del capital social por importe de 22 millones de euros. La operación, según la convocatoria de la junta, establece que los socios deberán acudir a la ampliación mediante aportaciones dinerarias.

Tres ampliaciones en tres años

La operación se realizará mediante la emisión de 73.210 nuevas acciones ordinarias y nominativas de 300,5 euros de valor nominal cada una de ellas. No es la primera vez que BBVA y San José inyectan dinero en su sociedad participada. De hecho, en los dos últimos años Distrito Castellana Norte ha afrontado otras tantas ampliaciones de capital.

La sociedad que gestiona el proyecto Madrid, nuevo norte, que sustituye a la denominada Operación Chamartín, reforzó su capital en junio de 2017 con una ampliación de 8,5 millones de euros, aprobada en la junta general del accionistas. En febrero del año pasado BBVA y Grupo San José inyectaron 18,9 millones de euros más en el capital de Distrito Castellana Norte, en un movimiento similar.

El cabreo de las ingenierías con Adif

A la Operación Chamartín siempre le rodeará la polémica. Prueba de ello son ahora las empresas de ingeniería, que han reclamado a Adif que reconsidere la adjudicación a la firma pública Ineco el contrato de redacción del proyecto de remodelación de la estación ferroviaria de Madrid Chamartín, valorado en de 2,5 millones de euros, y lo saque a concurso público. Así lo ha pedido el Foro para la Ingeniería de Excelencia (Fidex) en una carta remitida a la presidenta de Adif, la gallega Isabel Pardo, en la que subraya el "daño gratuito" que considera hace al sector de la ingeniería por el uso indiscriminado de la figura de "encargo a medios propios".

"Se alimenta a Ineco, la ingeniería del Ministerio de Fomento, a costa de las ingenierías privadas y menoscabando el principio de libre competencia", argumenta. Por ello, pide a Adif que reconsidere el contrato y abra el pertinente proceso de concurso público para que, así, cualquier ingeniería privada pueda optar al mismo y se adjudique en función de criterios de calidad y de precio, en lugar de con una tarifa fija como sucede con Ineco, "con el consiguiente beneficio además para las arcas públicas", según Fidex.

Hemeroteca

San José
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad