Trabajadores de la factoria zaragozana de Figueruelas aplauden la salida de la primera unidad del Opel Crossland X. | EFE

Opel suspende todas las inversiones en España

stop

PSA anuncia que busca nuevas plantas donde construir el Corsa tras el encontronazo con los sindicatos por el nuevo convenio colectivo

Carles Huguet

Trabajadores de la factoria zaragozana de Figueruelas aplauden la salida de la primera unidad del Opel Crossland X. | EFE

en Barcelona, 24 de enero de 2018 (18:50 CET)

El futuro de Opel en España zozobra. La filial del Grupo PSA –que también posee marcas como Peugeot Citroën-- se encuentra inmersa en plenas negociaciones por el nuevo convenio colectivo de la fábrica de Figueruelas(Zaragoza), responsable del 45% de la producción de la marca en Europa. Después de recibir plantón por parte de los sindicatos, la respuesta ha sido inmediata: “Opel España no optará a inversiones en nuevos modelos”.

En un comunicado enviado por la dirección a la comisión de negociación, la empresa dirigida en España por Antonio Cobo asegura que sólo invertirá en “proyectos que tengan rentabilidad económica y conlleven acuerdos de competitividad con una reducción de costes de inversión y fabricación”. Si la plantilla no acepta sus términos, la producción migará a otros recintos.

La compañía, eso sí, ha suavizado sus demandas. De las rebajas de sueldo del 6% pasó a la congelación salarial; todavía lejos de las exigencias de los sindicatos, que pasan por crecer al mismo ritmo que el IPC. 

Por el momento, Opel ya ha paralizado “con efecto inmediato” todos los trabajos relacionados con la llegada del nuevo Corsa y ha iniciado los estudios para encontrar “un emplazamiento alternativo” en alguna de las plantas de PSA. La llegada del modelo se antoja vital para mantener los niveles de producción tras el fin de la anterior edición del vehículo, prevista para este mismo 2018.

El fin Opel Corsa y la reducción de la capacidad de la fábrica de Figueruelas, las dos amenazas de Opel

Como avanzó Economía Digital la continuidad que se daba por supuesta ahora está en el aire. Si a finales de 2016 se aseguraba que la nueva generación del Opel Corsa se fabricaría en 2019 en exclusiva en Zaragoza, la realidad es distinta.

No es la única amenaza. También se ha suspendido el proyecto de ampliación de capacidad en la nave de carrocerías y se ha comenzado el análisis para integrar en una sola las dos líneas de montaje en la nave de acabado final.

La planta representa el 45% de la producción de la marca alemana en Europa. Actualmente emplea a 5.700 personas y en 2017 expidió 382.000 vehículos al mercado, el 6% más que en 2016. "Todavía estamos al 80% de la capacidad", explican fuentes de la fábrica. De este modo, de Figueruelas salieron 196.424Opel Corsa, 68.172 Opel Mokka X, 62.885 Opel Crossland X, 37.034 Citroën C3Aircross y 17.910 Opel Meriva.

Los cambios: de General Motors a PSA

En marzo de 2017, PSA adquirió Opel al fabricante estadounidense General Motors por 2.200 millones de euros. A pesar de que se comprometió a respetar las adjudicaciones realizadas con anterioridad, puso en marcha un plan para ahorrar hasta 1.700 millones de euros, con lo que estableció el objetivo de que Peugeot, Opel, Citroën y DS desarrollarán de forma conjunta la nueva generación de sus vehículos.

De este modo, el Corsa, el Peugeot 208 y el Citroën C3 compartirán estructura con tal de recortar gastos. La operación dejó en el aire la promesa realizada a finales de 2016 de que Figueruelas fabricaría en exclusiva el turismo que tenía hasta el momento.

Además, la planta aragonesa pasó a competir con toda la red de PSA con unos costes más elevados. Si hasta el momento pugnaba con las fábricas alemanas de Opel, ahora su espejo --según la empresa-- es la instalación de PSA en Vigo, con unos costes un 17% inferiores. 

Hemeroteca

PSA Citroën
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad