Minoritarios de Urbar fuerzan una junta para pedir el cese del actual consejo

stop

LA TENSIÓN SE MASCA

desde Madrid, 06 de mayo de 2015 (17:43 CET)

Como estaba previsto, el próximo 10 de junio los accionistas de Urbar se verán las caras en una junta extraordinaria que se avecina tensa a la vista de los puntos recogidos en el orden del día de dicha junta, y publicados en un hecho relevante en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) el pasado martes, tras la celebración del consejo de administración. 

El otro hecho relevante remitido a la CNMV, de vital importancia, se relaciona con el acuerdo de refinanciación que la empresa confía en firmar con los acreedores mañana jueves, 7 de mayo, según apunta la nota firmada por el vicepresidente de Urbar, José Enrique Gómez-Gil Mira.

Accionistas en el punto de mira

Gómez-Gil Mira y el consejero Francisco Deirós son, precisamente, las dos personas sobre las que los accionistas de referencia han puesto la mirada en dicha junta, en relación a la presunta intermediación de sus empresas en los contratos que Urbar está negociando en Guinea Ecuatorial, los que se antojan clave para que la cotizada empresa guipuzcoana de maquinaria industrial salga adelante.

Además de pedir el cese de todos los miembros del actual consejo –presidido por Daniel Salama– por las irregularidades cometidas durante su mandato, los accionistas minoritarios pedirán, tanto a Gómez-Gil Mira como a Deirós, que expliquen las relaciones existentes entre CIESA Guinea Ecuatorial y Compagnie d´investissement Eurpe Holding Luxembourg –empresas bajo su control– y los contratos existentes entre Metrocompost, filial de Urbar, en la ejecución de un proyecto de plantas de compostaje en Guinea Ecuatorial.

Cuestiones a aclarar
Entre otras cuestiones a aclarar, los minoritarios preguntarán a los accionistas de referencia qué parte del contrato de Guinea Ecuatorial va para ellos, qué ingresos reales van a quedar en Urbar, si el negocio de Guinea es para el conjunto de los accionistas o solo para algunos consejeros, y, además, el alcance de las relaciones entre CIESA Guinea Ecuatorial y Compagnie d´investissement Eurpe Holding Luxembourg con el Gobierno de Guinea.

El objetivo de los accionistas es lograr que un nuevo consejo saque a la compañía de la situación actual de cara a desarrollar un plan estratégico fundamentado en los negocios rentables que ya tiene Urbar.

Por lo que respecta a la ampliación de capital planteada, los accionistas minoritarios entienden que, al hacerse sin prima de emisión –en contra de lo decidido en la última junta–, contribuiría a una dilución lesiva para los intereses de los accionistas minoritarios.

 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad