Los suicidios por las condiciones laborales continúan en France Télécom

stop

Un empleado de 57 años de France Télécom-Orange se inmola a lo bonzo. En 2009 varios trabajadores se quitaron la vida por las condiciones laborales

26 de abril de 2011 (14:49 CET)

Un trabajador de France Télécom se suicidó el martes a lo bonzo en el aparcamiento de una sede de la empresa en Mérignac, cerca de Burdeos, según informó la empresa. Los equipos de emergencia, que llegaron al lugar hacia las 8 de la mañana, sólo pudieron constatar el fallecimiento del hombre de 57 años.

Para el sindicato CGT, el suicidio podría estar relacionado con las condiciones laborales del trabajador. "Vivía una movilidad mal aceptada y hay testimonios que atestiguan un sufrimiento moral en las últimas semanas", dijo el sindicato en un comunicado.

La responsable ejecutiva de Orange France, Delphine Ernotte, y el director de recursos humanos, Bruno Mettling, acudieron al lugar para expresar "el dolor y la solidaridad de toda la empresa", según indicó Jean-Maurcie Bentolilia, director de comunicación exterior de Orange Aquitaine.

Muertos por trabajar en France Télécom

Una ola de suicidios en el grupo -hasta 23 empleados se quitaron la vida- llevó a France Télécom a presentar en septiembre varias medidas para tratar de mejorar las condiciones de trabajo de sus empleados. Sin embargo, para la CGT, el problema no está solucionado.

"Tras la crisis de 2009, en la que se vio una reacción viva de los empleados ante la serie de suicidios, y pese a la marcha atrás de la dirección respecto a reestructuraciones, movilidad, objetivos de producción y por otra parte los acuerdos que le siguieron (..) la falta de empleados y los objetivos inalcanzables ejercen todavía una presión habitual sobre los asalariados", dijo el sindicato, que pidió que se "haga la luz sobre las causas de este drama".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad