Los hijos de Díaz Pardo reclaman tres millones a Sargadelos

stop

Los herederos del artista piden en los juzgados los derechos de propiedad intelectual, que en estos momentos tienen la empresa

Complejo de Sargadelos en Sada | Sargadelos

A Coruña, 05 de febrero de 2015 (12:40 CET)

Los herederos del intectual gallego Isaac Díaz Pardo reclaman en los tribunales que se les reconozca una deuda de tres millones de euros, fundamentalmente por la actividad del Seminario de Sargadelos.

Así lo ha dado a conocer Xosé Díaz, uno de los tres hijos del artista que formula la reclamación. Estaba previsto que el juicio se celebrase este jueves en el Juzgado de lo Mercantil Número 2 de A Coruña, aunque ha quedado aplazado por la incomparecencia, por enfermedad, del letrado de los demandantes.

La vista se fijó después de numerosos incidentes planteados en el concurso voluntario de acreedores del Grupo Sargadelos, tras impugnaciones al inventario y a la lista de acreedores.

Acreedores

En este caso, los hijos de Isaac Díaz Pardo reclaman que se les reconozca esta deuda, pero también poder "posicionarse" como acreedores en el citado concurso, según ha explicado Xosé Díaz, quien ha señalado que su objetivo es poder "reivindicar las ideas progresistas y culturales" de su padre y también del artista Luis Seoane.

"Los herederos no quieren dinero, sino tener una presencia en el grupo más importante y reivindicar la figura de Isaac Díaz Pardo", ha recalcado. Así, ha lamentado que "la gente que está en la gestión de la empresa rechace" la figura de su padre. "Es increíble", ha señalado tras definir al artista gallego como "el principal activo" del Grupo Sargadelos.

Propiedad intelectual

Por otra parte, ha confirmado su intención de reclamar "derechos por la propiedad intelectual que en estos momentos tiene la empresa". Asimismo, ha insistido en que buscan también poder incrementar su representación en Cerámicas de O Castro y en Sargadelos, ahora del 27% y del 30%, respectivamente.

El Juzgado de lo Mercantil número 2 de A Coruña declaró en abril del año pasado en concurso voluntario de acreedores conjunto a las empresas Cerámicas de O Castro y Sargadelos, ambas del Grupo Sargadelos, tras la solicitud formulada por éstas un mes antes.

Según el auto judicial emitido entonces, las obligaciones vencidas e impagadas de ambas sociedades ascendían, a 31 de enero de ese año, a casi 7 millones de euros.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad