Villar Mir, presidente de OHL, y, a la izquierda, Josep Piqué, consejero delegado

Los fondos especulativos tienen bien cogido a OHL operando a la baja

stop

AGUAS REVUELTAS

desde Madrid, 02 de junio de 2015 (23:00 CET)

La preocupación empieza a cundir al más alto nivel en OHL, el grupo multinacional de construcción y servicios presidido por Juan-Miguel Villar Mir. Y no solo por los asuntos turbulentos que están acaeciendo en su filial mexicana, con presuntas irregularidades en los contratos allí firmados, o la incertidumbre que se cierne en España sobre el futuro de millonarias grandes concesiones y obras en los que el grupo tiene puestas grandes esperanzas.

Existe otro aspecto al que, desde las altas esferas de la constructora, tanto Villar Mir como su consejero delegado, Josep Piqué, no pierden detalle desde hace un año. Y es el de la fuerte presión que están ejerciendo los fondos oportunistas con la toma de posiciones a corto en su capital.

Especulación pura y dura

Esa especulación pura y dura, de comprar acciones sin realmente hacerlo, utilizando de forma masiva instrumentos derivados y tomar posiciones cortas mediante la venta de un activo no poseído por el inversor, pero prestado a través de un intermediario, para, más tarde, recomprarlo para pagar el préstamo.

El beneficio se obtiene si la venta inicial se realiza a un mayor precio que el precio de recompra. Con una posición corta el inversor obtiene mayor beneficio si el precio del activo disminuye.

Operativa bajo control

Y en esta operativa andan inmersos desde junio de 2014 fondos como JP Morgan, Marshall Wace, Oxford Asset Management, AQR Capital o World Quant. Lo hicieron tomando, entre agosto de 2014 y marzo de 2015, una posición a corto inicial del 0,5% del capital de OHL. A partir de ahí, cada uno ha optado por seguir su propia estrategia.

Marshall Wace es el que más ha incidido, hasta reconocer el pasado 29 de mayo que poseía a corto el 2,29% del capital de la constructora. Mientras que AQR ostentaba a mediados de mayo el 1,37%, y JP Morgan redondeaba en el 1% su posición corta el 27 de mayo pasado. World Quant, por su parte, apenas se ha movido del 0,5% con el que entró a principios de enero.

Cotización, de 32 a 16 euros

La consecuencia de este progresivo incremento de posiciones se salda con un porcentaje total del capital de OHL en operaciones especulativas del 9,24%, lo que supone una capitalización de más de 150 millones de euros.

Haber multiplicado por 13 las operaciones a corto en estos doce últimos meses ha supuesto para la cotización de la empresa presidida por Villar Mir un auténtico descalabro. Ayer martes cerraba a 16,8 euros la acción, prácticamente la mitad de los 32,24 euros que marcaba a finales de junio de 2014.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad