Prosegur estudia sacar a bolsa su negocio de traslado de efectivo

Los fondos convencen a las viudas de Prosegur de cambiar de estrategia

stop

El grupo de seguridad separa sus áreas de negocio para mejorar la rentabilidad y estudia sacar a bolsa la división de traslado de efectivo en 2017

Madrid, 29 de septiembre de 2016 (01:00 CET)

Justo un mes después de que la gestora de fondos estadounidense Invesco desembarcara en Prosegur, adquiriendo en 1% de su capital, el grupo de seguridad ha puesto en marcha un profundo cambio de estrategia para adaptarse a los nuevos tiempos.

Adiós a la actividad separada por países para ir hacia un modelo que ponga el foco en sacar un mayor partido a las áreas de negocio, aprovechando así las posibilidades de ilimitado crecimiento provocado por la externalización de servicios o la ciberseguridad. "No tiene sentido que sigamos con la misma estructura organizativa porque la relación entre las distintas unidades es nula", apuntan desde la empresa.

Giro estratégico presentado en Londres

El giro estratégico, que el grupo acaba de presentar a los inversores en Londres, se viene pergeñando desde hace dos años, de manera simultánea a la llegada de los fondos de inversión, que aprovecharon la salida de los March, en 2013, para asentarse en el grupo controlado por dos mujeres argentinas.

Ambas viudas. Helena Revoredo, presidenta desde 2004 y esposa del fundador del grupo de seguridad Herbert Gut, que mantiene el 50% del capital, y Mirta María Giesso Cazenave, que ostenta el 5,64% desde que en el año 2000 falleciera su marido, el también argentino Graciano Álvarez, hasta entonces presidente de Prosegur Latam y de Protección Activa.

Los fondos suman cai el 13%

Aunque los fondos todavía están muy lejos de tener capacidad ejecutiva en Prosegur –Oppenheimer, Cantillon, Fidelity e Invesco suman el 12,7% del capital–, su mano ya empieza a notarse en las nuevas líneas de actuación que se van a poner en marcha de inmediato.

Un nuevo modelo que buscará aumentar los casi 4.000 millones facturados por el grupo en 2015 y superar, de manera progresiva, los 183 millones de beneficios logrados el pasado ejercicio.

Primera salida a bolsa, al margen de la matriz

Para ello, la empresa controlada por la familia Revoredo ha decidido separar las tres divisiones (cash, seguridad y alarmas). Aunque, en la práctica, esta nueva reorganización ya se ha ido implantando en los últimos meses, la salida a bolsa de su división de Logística y Gestión de Efectivo vendría a certificar definitivamente el giro estratégico.

En principio, la idea barajada es que esta división, siempre que el mercado garantice una buena colocación, salga a bolsa durante el primer semestre de 2017.

Entre el 25% y el 49%

Todavía es prematuro hablar de cifras, pero, en cualquier caso, Prosegur mantendría la mayoría del capital en la futura empresa, de manera que se pondría en el mercado un mínimo legal del 25% y un máximo del 49%.

Aunque la entrada de nuevos inversores diluiría la participación de los actuales accionistas, con la familia Revoredo al frente, a medio plazo la puesta en valor de la división podría compensar con creces esta pérdida inicial.

Prosegur Cash mueve 450.000 millones de euros al año

La captación de nuevos recursos para el negocio de Prosegur Cash, que mueve más de de 450.000 millones de euros al año, se hace necesaria para proseguir con el brutal incremento de la facturación que la división ha tenido en los últimos siete, multiplicada por 4 hasta los 1.743 millones de euros ingresados en 2015.

Esta notable mejora ha venido determinada por el desarrollo en la externalización de servicios, como la automatización de la gestión del efectivo en el cliente, el personal especialista en la gestión del efectivo o las herramientas de gestión del efectivo back office.

Revalorización del 44% en bolsa en 2016

El negocio de Logística y Cash sería el primero que Prosegur sacaría a bolsa, pero, como la idea de la reestructuración pasa por reflejar el real valor de mercado del grupo, todo apunta a que, en el futuro, también saltarían al parqué los negocios de Seguridad y Alarmas.

De momento, con todos los negocios bajo el paraguas del holding, el valor bursátil de Prosegur ronda los 3.800 millones de euros tras revalorizarse un 44% en lo que va de 2016.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad