Los directivos de Zara tendrán que dar explicaciones por el caso de abusos en Brasil

stop

ESCÁNDALO

Pablo Isla, consejero de Inditex

30 de agosto de 2011 (13:44 CET)

Los directivos de Zara tendrán que comparecer este miércoles ante la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos y de Cuestiones sociales de Brasil. A pesar de que han querido quitar hierro al asunto, el descubrimiento de 15 trabajadores en situación de esclavitud en dos talleres de uno de sus principales proveedores brasileños pasa una factura cara al gigante presidido por Pablo Isla. 

Los socios y administradores del proveedor de Brasil, al que la compañía gallega acusó principalmente del incidente, están citados a la misma hora. Así lo ha confirmado el representante legal del buque insignia de Inditex en Brasil, Enrique Huerta. Tendrán que afrontar las 52 actas de infracción que ha emitido el Ministerio de Trabajo de ese país contra ellos.

Hasta la fecha Inditex se ha limitado a exigir a su proveedor que tome cartas en el asunto, asuma la situación e indemnice a los trabajadores que ha explotado. Ha hecho un pequeño mea culpa y ha reforzado la revisión del sistema de producción de todos los proveedores de la empresa para comprobar que en ningún otro caso se incumplen los códigos de conducta de la compañía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad