Los Cuíña desembarcan en Londres

stop

Abren una nueva oficina para asaltar el mercado británico, donde facturaron 60 millones en los últimos cinco años

Proyecto para la fachada de la biblioteca de la Universidad de  Birminghan que construirá Inasus

01 de septiembre de 2014 (13:17 CET)

La apuesta por la internacionalización de las empresas de la familia Cuíña, Metaldeza e Inasus, tiene un punto especialmente sensible en el mercado británico. Allí facturó Inasus 60 millones en el último lustro y allí, concretamente en Birminghan, acaba de sellar la compañía un nuevo contrato de 11 millones de euros para construir la fachada de la nueva biblioteca de la universidad. Las cifras convierten a Gran Bretaña en el principal mercado exterior para Inasus y, de paso, en un espacio clave para la familia Cuíña, ahora dedicada a ganar fuera lo que perdió en España con la crisis económica y la caída de la construcción.

Para ello ha puesto a andar una nueva oficina en Londres próxima a la zona de Heathrow, donde la empresa dezana ha ejecutado uno de sus principales proyectos, la Terminal T2A del Aeropuerto Internacional. Inasus contaba ya con una pequeña oficina instrumental en el país, pero por primera vez tendrá una sede estable con dos trabajadores. Una tercera persona servirá de enlace entre Lalín y la capital inglesa para seguir la marcha de los contratos.

La obra


Inasus es, junto a Metaldeza, el buque insignia de la familia del que fuera delfín de Fraga, el ex conselleiro Xosé Cuíña. Con 44 años, la firma gallega especializada en fachadas estructurales y especiales continúa apostando por salir al exterior, una política que sigue también Metaldeza tras levantar un concurso de acreedores.

El contrato adjudicado por la Universidad de Birminghan supondrá una importante inyección para la sociedad. Inasus empleará a más de 100 profesionales en el diseño, fabricación y ejecución de los 7.000 metros cuadrados de fachada. Se montarán tres tipos de cubierta diferente para atender a las necesidades de los espacios interiores. La empresa gallega ofrecerá la solución formal para dotar de coherencia estética a toda la fachada a pesar de las distintas tipologías. La construcción arrancará en febrero de 2015.

Otros 2,2 millones en Suiza

Inasus también ha comunicado el comienzo de un nuevo proyecto en Suiza: la construcción de las fachadas de la sede de Sagrave en Lausanne, diseñado por el prestigioso estudio suizo Archilab. El contrato está presupuestado en 2,2 millones de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad