Los Botín sólo invitan a los Reyes y a Rajoy para el entierro

stop

La familia desea un acto íntimo en la finca San Miguel, el lugar de retiro espiritual de Emilio Botín

10 de septiembre de 2014 (21:36 CET)

La finca de San Miguel, ubicada en un pueblo de Santander, había sido tradicionalmente el lugar de retiro espiritual de don Emilio Botín. Allí, el líder del Santander se recluía cuando deseaba desaparecer. Allí, en un lugar que concentra una extraordinaria diversidad de plantas de todo el mundo, será enterrado, junto a su padre, también banquero.

Don Emilio tenía todo previsto. También su muerte. Por eso ya había reservado lugar en su panteón familiar tanto para él como para todos sus hijos. Allí yacerá eternamente, a pocos metros de donde se encuentra la sede social de su banco a nivel mundial, en el paseo de la Pereda, número dos donde su padre siempre quiso que el banco tributaria, para que de esa forma los beneficios de sus operaciones internacionales beneficiaran a su pueblo natal.

Sólo los Reyes y Rajoy


La familia ha manifestado su deseo expreso de que el entierro se celebre en la más absoluta intimidad. Por ello, en principio sólo están invitados el Rey Felipe VI, su padre Juan Carlos I y el presidente de Gobierno Mariano Rajoy, según han confirmado fuentes del entorno íntimo de Emilio Botín. Hasta la tarde del martes, ninguno de los tres había confirmado oficialmente su asistencia.

El exhibición pública quedará para los funerales que se celebrarán el próximo sábado donde están invitados varios ministros de Marino Rajoy y personalidades públicas. La misa en honor del banquero fallecido se celebrará en la Catedral de Santander, según informan las mismas fuentes.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad