Las fortunas gallegas rentabilizan 2014: todas sus sicavs aumentan patrimonio

stop

Las sociedades de inversión de Sandra Ortega son las que más capital gestionan, mientras que las de Fernández Somoza y Manuel Jove crecen más que la media

Sandra Ortega, José María Castellano, Manuel Jove y Fernández Somoza | EFE

23 de mayo de 2014 (00:53 CET)

Muchas de las grandes fortunas gallegas acostumbran a gestionar su patrimonio personal a través de sociedades de inversión de capital variables, sicavs. Pagan un 1% del impuesto de sociedades y, de momento, parece que Hacienda no meterá mano en el asunto. Cualquier inversor puede acceder a ellas, ya que cotizan en el Mercado Alternativo Secundario (MAB) aunque para hacerlo hay que cumplir dos requisitos concretos: tener más de 2,4 millones de euros y un mínimo de 100 inversores.

A pesar de que el patrimonio de las sicavs de los ricos gallegos ha bajado desde los comienzos de la crisis, en 2007, el nuevo año les ha traído rentabilidad. En el conjunto de España, en donde se calcula que hay unas 3.000 sociedades de inversión de capital variable, de media han subido un 1,8% en el primer trimestre. Un crecimiento modesto, pero que podría llegar al 7% a finales de año si la tendencia se mantiene.

Las sicavs de las fortunas de la comunidad no han sido la excepción. Prácticamente han aumentado patrimonio en lo que llevamos de año.

Amancio Ortega y Castellano


Dorneda de Inversiones, tradicionalmente relacionada con el fundador de Inditex, Amancio Ortega, cerró el primer trimestre con un patrimonio de 6,9 millones de euros, frente a los 6,8 del año pasado. Hace dos, acababa 2011 con un valor de 5,9 millones, un 17% menos. El dueño del imperio textil ha reducido a lo largo de los años sus sicavs. Además de Dorneda (que anteriormente estaba en manos de quien fue vicepresidente del grupo de moda, José María Castellano) contaba con Gramela de Inversiones 2004, Keblar y Alazán.

Castellano mueve parte de su fortuna a través de Carivega de Inversiones que acabó marzo con un patrimonio de 5,6 millones, frente a los 5,4 que manejaba el diciembre pasado y los 3,6 que registró a finales de 2011. Eso sí, a pesar del crecimiento sigue lejos de los 9,9 millones que gestionaba con los inicios de la crisis, en 2007.

Jove remonta

Manuel Jove, presidente de Inveravante y quinta fortuna de España según Forbes también es aficionado a las sociedades de inversión de capital variable. En marzo, Doniños de Inversiones presentaba un patrimonio de 33.107.000 euros, un 9,6% más de los 30,2 millones que manejaba en diciembre. No obstante, el valor de esta sicav ha ido menguando con el paso del tiempo, ya que en 2011 gestionaba 69,8 millones y en 2007 manejaba 87 millones.

Bourdet de Inversiones, otro de los vehículos inversores de Jove, tenía un patrimonio de 11,3 millones en marzo, frente a los 11 millones que registró tres meses antes.

Luis Fernández Somoza, quien fue presidente del Grupo Azkar, también ha contado a lo largo de los años con destacadas sicavs. Hace unos tres años convirtió Ardizia, una de las de mayor patrimonio registradas en España, en una sociedad anónima convencional. Luego de este movimiento creó dos: Currelos de Inversiones y Guntín de Inversiones. Las dos han rentabilizado su entrada en 2014.

Currelos cerró el primer trimestre moviendo un patrimonio de 88,9 millones de euros frente a los 86,4 de finales de 2013. En total un 2,8% más. Por su parte, Guntín de inversiones pasó de 93,6 millones de euros a 97,7 millones, con lo que experimentó una subida del 4,3%.

Sandra Ortega a la cabeza

En el ranking de las fortunas gallegas con sicavs no podía faltar la heredera de Rosalía Mera, Sandra Ortega, que en los últimos tiempos ha acometido numerosos cambios en sus sociedades de inversión. Además de iniciar la liquidación de Quembre de Inversiones ha asumido la presidencia de Soandres de Activos y Breixo Inversiones, en las que todavía figuraba su madre en ese cargo. La primera ha pasado de mover un patrimonio de 376,2 millones de euros a finales de año a 381,8 este marzo con una revalorización del 1,4%. La segunda, que no es una sicav, sino una sociedad de inversión libre, desde la que coloca capital en fondos de riesgo, gestionaba 213,19 millones en el tercer mes del año, frente a los 210,8 de diciembre o los 203,8 que tenía a cierre de 2012.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad