Las fortunas de Ortega y Jove huyen de la bolsa

stop

Aparte de las acciones de Inditex que conserva el fundador de la firma, ambos empresarios gallegos se limitan a pequeñas inversiones a través de sus sicavs tras salir de Popular y BBVA

Manuel Jove, en el centro, junto a Felipa Jove y Manuel Ángel Jove | EFE

13 de septiembre de 2014 (18:30 CET)

El final de la crisis económica, si realmente es el final, marcará un punto y aparte en el guión que escriben dos de las grandes fortunas gallegas, Manuel Jove, presidente de Inveravante y el quinto hombre más rico de España según Forbes; y Amancio Ortega, fundador de Inditex y tercera fortuna del mundo. 

Ambos han protagonizado importantes desinversiones en 2013, destacando la salida de BBVA del primero y, en el caso de Ortega, la venta del paquete accionarial que le quedaba de Banco Popular. Al margen de las acciones de Inditex, al empresario coruñés no le quedan más intereses en bolsa que los que va hilvanando a través de sicavs como Dorneda de Inversiones.

Lo mismo sucede con Jove tras su salida de BBVA. Maneja las sociedades de inversión de capital variable Doniños de Inversiones y Bourdet de Inversiones, pero, fuentes próximas al empresario, indican que el capital en juego es apenas significativo, sobre todo, en comparación con la época anterior a la crisis económica. “Se está en un momento de transición, intentando consolidar inversiones ya realizadas y a la expectativa de cómo evolucionen los mercados”, explican.

Adiós al Popular y algo más

El Popular no fue la única plaza de la que se marchó Amancio Ortega el pasado ejercicio, pero sí que es significativa. Llegó a controlar hasta un 5% de Banco Pastor aunque su participación quedó diluida hasta el 1% tras la fusión con la entidad presidida por Ángel Ron. Desde entonces, y Ortega no se preocupó demasiado en ocultarlo, la idea del fundador de Inditex era ir vendiendo los títulos. A 2013 llegó con una participación residual.

Según consta en las cuentas de Pontegadea Inversiones, la venta de este último paquete se produjo en 2013 y reportó a la sociedad ingresos superiores a los 7 millones de euros. Coincidió esta operación con la venta del 4,5% que poseía de NH Hoteles, también a través de Pontegadea, y con la salida de la inmobiliaria Quabitat.

Limpiar deuda

En 2007, Manuel Jove atesoraba a través de Inveravante un 5% del capital de BBVA, del que llegó a ser primer accionista. De aquella participación ya no queda nada . En 2012 se redujo al 2,9% y en el último ejercicio se vendió el último paquete, conformado por 149,8 millones de títulos con un valor de mercado superior a los 1.000 millones de euros.

La operación sirvió a Jove para limpiar de un plumazo la deuda acumulada por Inveravante, que se situaba en los 1.308 millones. Ayudó en el proceso la ya conocida venta de la petrolera colombiana Vetra, de la que poseía un 75% y por la que se llevó algo más de 300 millones de euros
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad