El grupo francés Lactalis es el principal operador lácteo de Galicia, la primera comunidad productora de España

Lactalis gana 25 millones pero se queja de los precios de distribución

La compañía francesa, líder lácteo en Galicia, lamenta que no pudo trasladar al precio de sus productos el encarecimiento del 2,5% de la materia prima

Lactalis, el mayor operador lácteo en Galicia y el principal grupo del sector en España, cerró su último ejercicio con 25,5 millones de beneficio, un ligero descenso respecto a los 27,3 millones en ganancias de 2018. A pesar del retroceso, los resultados del grupo español dan para repartir 25 millones en dividendos a su matriz, BSA International, con sede en Bélgica. Lo hace a cargo de las reservas acumuladas por Lactalis Iberia, 88,7 millones a cierre de ejercicio, una vez realizado el millonario pago al holding de la familia Besnier.

La compañía es un actor clave para la salud de los ganaderos gallegos, con quienes han normalizado la relación tras el pacto lácteo y tras encajar numerosas protestas en los últimos años. Su central de compras, Lactalis Compras y Suministros, inyectó el año pasado 409 millones en el sector para abastecer de materia prima a las fábricas del grupo, que comercializa marcas como Puleva, Lauki, El Ventero, Flor de Esgueva, La Lechera, Président o Galbani. Son nueve millones más que en el ejercicio anterior, según reflejan las cuentas de la sociedad.

La leche se encarece, pero no en el supermercado

Fuentes de Unións Agrarias indican que los contratos de suministro con Lactalis se cerraron con normalidad y que está entre las empresas “cumplidoras” del sector. Sin embargo, la procesión va por dentro. Al menos eso da a entender la propia compañía, que en el informe de gestión de su central de compras advierte que el año pasado se caracterizó por “una evolución al alza del precio de la materia prima en origen, cuyo traslado al producto final no ha sido posible en la medida que hubiera sido necesaria”.

Lactalis explica que ·ha debido gestionar un mercado en una continua tensión para incrementar el precio pagado en origen al ganadero sin disponer de los mismos elementos para trasladar esta tendencia al precio de compra que paga el consumidor”, apuntando así al otro eslabón de la cadena de valor, la distribución.

La multinacional incluso pone cifra al incremento del coste de la leche en origen, aproximadamente un 2,5% más que en el año 2018. “Lactalis mantiene el compromiso con sus ganaderos para aportarles la estabilidad que necesitan en el desarrollo de su actividad. Para ello, seguirá formalizando aquellos acuerdos de largo recorrido según lo que permita el marco legal definido por las administraciones”, asegura el grupo.

Un artículo de Rubén Rodríguez

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad